7 mar. 2011

Recetas para niños, fácil puré de guisantes

Hoy comenzamos una nueva sección en el blog que esperamos os guste, se trata de comidas y preparaciones infantiles sencillas, sanas y nutritivas que teníamos en el tintero desde hace tiempo. No sabemos aún cómo la desarrollaremos, pero sólo pretendemos dar ideas a los padres para preparar platos infantiles muy sencillos y ayudarles en variar un poco el menú que ya les están dando a los niños. Haremos lo posible para tener al menos una docena de recetillas y así ayudaros un poco más, la receta de hoy por ejemplo, es traída por mi hermano, el precursor de esta sección y uno de tantos padres preocupados por hacer del menú variado y sencillo introduciendo cada vez nuevos ingredientes en la siempre complicada dieta infantil. Es un puré de fácil factura para niños (no para bebés) que a nosotros personalmente nos ha gustado, y que además el hecho de que los guisantes sean envasados, soluciona bastante la elaboración, aunque sin duda alguna estos guisantes sean los mejores del mercado. Os contamos por partes.

Sugerencia de menú para el puré de guisantes

Todo el mundo conoce a estas alturas la marca Bonduelle, Bonduelle entró en nuestra casa en los años 80 precisamente por la calidad de sus guisantes en frasco. Y es que menuda diferencia había con otras marcas también excelentes como los Rombo D'oro, Martínez, Cidacos etc, todos eran buenos sí, pero estos eran espectaculares, ¡mantequilla pura!. Y sí, aunque tengan ese inevitable sabor final a conserva, estos una vez lavados y cocinados saben bien poco a guisante comercial, y en su textura son una auténtica maravilla para tomar en crudos, yo sin ir más lejos me los comía a cucharadas y me encantaban, o así en crema o puré. Si os somos sinceros, no han cambiado nada desde entonces.

Pues la historia de esta empresa es un poco trágica pero con un final muy feliz, Bonduelle nació en 1853 cuando 2 socios, un tal Louis Bonduelle y un tal Louis Lesaffre-Roussel adquieren un molino en Marquette para destilar alcohol a partir de granos y bayas de enebro. Con los años adquirieron una destilería en Renescure y en 1888 ambos mueren curiosamente y el mismo día, dejando a la empresa en manos familiares. Suponemos que hubo un marrón bastante gordo con este tema, y al frente se pone uno de los hijos Ernilee Lesaffre-Lemaitre pero éste en 1896 muere en un accidente, así que por las circunstancias le sucede un familiar muy joven llamado M. Emile Lesaffre-Degroote. En 1901 la empresa empieza a crecer, y al parecer deciden que sus siete centros de producción se dividan en empresas familiares, una de ellas Bonduelle (que se queda la azucarera), la otra Lesaffre (se convierte en una importante empresa de levaduras y mejorantes panarios) y otras cuantas más. No fue hasta 1926 cuando el negocio de Bonduelle comenzó a producir sus famosos guisantes extra finos con azúcar, agua y sal. Toda una leyenda de esta marca de verduras.

En 1930 la demanda estaba en auge y la compañía decidió ampliar y diseñar su marca pensando ya en futuras exportaciones dentro del país, pero las operaciones de la empresa fueron suspendidas en 1940 hasta el final de la Segunda Guerra Mundial. Como al acabar, la demanda seguía creciendo más y más, y cada vez más rápido, la empresa comenzó a seleccionar y comprar verduras ajenas a sus propias cosechas de muchos más tipos. En la década de los 60 la compañía comenzó a mejorar definitivamente sus exportaciones y en 1968 comenzó a vender sus verduras en conserva y congeladas por toda Europa y a abrir fábricas en diferentes puntos del mundo. En 1986 se funda Bonduelle España en Milagro (Navarra), por eso todos los españoles las conocemos desde esas fechas, y por último en 2001 la empresa compra Frudesa (España) y en el 2006 compra también la variedad de congelados que trabaja Unilevel.

¿Os ha gustado la historia?, a nosotros sí porque la desconocíamos. Pues no se hable más, vamos ya con la receta de mi hermano, os dejo con sus palabras. Para 7-8 raciones de puré y para niños de 18 meses en adelante, 1 bote grande de guisantes frescos/congelados/en conserva (500gr), 1 cebolla grande Dulce de Fuentes, aceite de oliva virgen extra, 6 patatas medianas, 1 punta de jamón de Huelva y sal (opcional).


Usaremos una cebolla grande, si puede ser dulce mejor, pero vale cualquiera. Se trocea finamente y se pone a freír en un chorro de aceite. Desde que mi hermano me descubrió el aceite del Pago Baldíos San Carlos me he aficionado a los aceites de arbequina, por su escaso o nulo amargor y su gran suavidad. Los veo muy indicados para niños pequeños.


Una vez la cebolla se va confitando lentamente y se vuelve semitransparente.


Se vierte un bote de cristal de guisantes que previamente se han lavado y escurrido convenientemente (así como en mi casa siempre se ha aprovechado el agua de las latas de pimientos morrones, el agua de los guisantes en conserva siempre la hemos tirado, cosas de familia que no sé si serán o no acertadas).


Me parecen muy finos los de Bonduelle y los de Señorío de Sarriá, aunque como luego se pasan por el pasapurés, quizá en esta ocasión no sea tan importante la finura. Se echa un pellizco de sal.


Mientras esto se va friendo lentamente y por largo tiempo (mas de una hora dando vueltas de vez en cuando) se disponen en una olla rápida las patatas troceadas junto con una punta de jamón pequeña y aprox un litro de agua.


No caer en la tentación de poner más puntas pues a veces queda muy fuerte y el objetivo para niños es la suavidad. Debo decir que el jamón lo saqué de cortar con la sierra el codillo que me había quedado de Navidad y era muy bueno.


Cuando en la olla rápida suben las dos anillas de rigor se tiene de 7 a 10 minutos, se apaga el fuego y lo que tarde en enfriarse. Con esto vale.


Aquí veis como se rehogan muy poco a poco.


Se destapa la olla y con tan sólo esos ingredientes se puede observar que sale un caldo muy digno.


Se pone el pasapurés sobre un cacharro cualquiera, se pasan las patatas.


Luego los guisantes con la cebolla...




Vertiendo el caldo por encima para que arrastre hasta la última partícula de sustancia y se da vueltas con algún utensilio.


En este momento se corrige de espesor, añadiendo caldo hasta conseguir una textura crema. Si falta caldo, úsese agua.


También se puede corregir de sal, teniendo en cuenta que son niños pequeños y que no hay que ponerlo tan sabroso como nos gustaría a nosotros, sino un pelín menos. Esto lo digo porque me reconozco adicto a la sal.


Se saca una ración y la pasamos por la batidora hasta obtener una mezcla finísima. Que a nadie se le ocurra pasar la batidora a las patatas antes de mezclarlas con los guisantes y el caldo, pues sinceramente se llevará un chasco.


Esta crema hace perfectamente de primer plato al ser enteramente vegetal. Por descontado, y esto lo hago con todos los purés, se guarda el resto en pequeños recipientes sin batir y al congelador.


Cada día que se descongele una ración, se calienta, se bate y se sirve. Muchos niños no toleran encontrarse trocitos, y de lo que se trata es de metérselo como sea.


Esperamos os haya gustado, para los adultos os recomendamos (y recordamos) esta también sencilla Crema de guisantes.

Salud y feliz semana.

Print Friendly and PDF

21 comentarios:

  1. Me gusta la nueva sección...aunque de momento no tengo problemas para q mi hija se coma mis platos...no está de más tener recursos...

    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  2. Algo me dice que esta sección me va a venir muy bien, un saludo. Fran.

    ResponderEliminar
  3. Las cremas de verduras son una buena opción para que los niños tomen verdura, que a veces rechazan por la textura. Esta crema es perfecta de todos modos para todas las edades, para mi es una cena perfecta en estas frías noches de invierno

    Besos. Ana

    ResponderEliminar
  4. Me parece una buena iniciativa, yo tengo mucha suerte tengo una gran comedora en casa. Pero seguro que nos dareis ideas.

    Muas!

    ResponderEliminar
  5. Interesante sección Carlos.

    A mi sobrino desde chiquito le encantaban los "chicharitos". Para que comiese las judías verdes, le decíamos que eran chicharitos largos y tan contento. Por contra nunca quiso cremas o purés, aunque por compañeros y amigos se que son muy socorridas. Cosas de los niños.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Yo de guisantes y verduras en general, soy de salteado, será por que odio el puré desde mi tierna infancia...

    Ahora tomo cremas... me auto engaño cambiandole el nombre. :-)

    ResponderEliminar
  7. Me encanta pareja y familia ;) sois mis ídolos. Esta la quiero probar conmigo misma...
    Una curiosidad muy poco fina: los guisantes son muchas veces fuente de gases, ¿que tal así en crema?

    Bicos!!
    Lau.

    ResponderEliminar
  8. la verdad que los niños en pure se comen genial la verdura

    ResponderEliminar
  9. Me quedo enganchada a esta sección, hace poco hice una crema parecida pero con guisantes naturales, además de la paliza de pelar los guisantes, el resultado fue muy bueno, sobre todo porque se la comieron ;)

    ResponderEliminar
  10. Para algunos las recetas infantiles son gastronomía muy menor aunque en mi opinión constituye no solo la base de una buena alimentación para los niños sino que es esencial para que ésta se mantenga hasta su entrada en la vida adulta. Comer bien y variado es algo que se aprende y a estas edades eso ocurre porque alguien se toma la molestia de enseñarlo. Así que bienvenida esta sección del blog para ayudar a los padres a criar a sus hijos de la mejor manera educándolos para que sepan comer sano y variado.

    Cuchillero

    ResponderEliminar
  11. Muy buena iniciativa, mas de una/o os lo va a agradecer.
    Los guisantes Bonduelle son estupendos, los otros que mencionais Señorio de Sarriá no lo he probado. Me gustan mucho esas historias de los orígenes de las marcas y como van cambiando de manos, como viajan...es la globalización?
    Fíjate, que lo mio hoy también va de infantil, pero no hecho por mi.
    Un beso

    ResponderEliminar
  12. Me encanta vuestra idea, ya vereis como triunfais, ya que hay muchas madres y padres preocupados por la alimentación de sus hijos, yo se lo contare a mi hermano, para cuando Lucia se ha mas mayor, besitos, pepa.

    ResponderEliminar
  13. Una historia curiosa e interesante ¿Por qué morirían los dos el mismo dia? Menuda historia ¿verdad?
    En cuanto a la sección que abrís, me parece muy interesante, muchos padres van a seguirla con atención. Buena idea, si señor.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  14. Una iniciativa estupenda Carlos, una ilustrativa iniciativa que eliminará barreras a la instrucción, como diría Gaspar Melchor de Jovellanos.

    ¿Es la instrucción pública el primer origen de la prosperidad social?

    Sin duda. Esta es una verdad no bien reconocida todavía, o por lo menos no bien apreciada; pero es una verdad. La razón y la experiencia hablan en su apoyo.

    Las fuentes de la prosperidad social son muchas; pero todas nacen de un mismo origen, y este origen es la instrucción pública.

    Ella es la que las descubrió, y a ella todas están subordinadas. La instrucción dirige sus raudales para que corran por varios rumbos a su término; la instrucción remueve los obstáculos que pueden obstruirlos o extraviar sus aguas.

    Ella es la matriz, el primer manantial que abastece estas fuentes. Abrir todos sus senos, aumentarle, conservarle, es el primer objeto de la solicitud de un buen gobierno, es el mejor camino para llegar a la prosperidad.

    Con la instrucción todo se mejora y florece; sin ella todo decae y se arruina en un estado.

    Gaspar Melchor de Jovellanos.


    Todos hacia la instrucción culinaria sin barreras de la mano de Carlos Dube.

    Gracias por visitar mi Blog en el que siempre estáis presentes y de cuyos contenidos, tengo muchas cosas que aprender.

    Feliz carnaval compañeros.

    ResponderEliminar
  15. Ya veo que Mercado Calabajío extiende sus límites y se va a casa del hermano de Carlos, como un reportaje televisivo, cediendo la palabra y todo, ja ja.

    Desde que me he metido en el mundo del aceite de oliva virgen extra, para nuestro gusto la variedad arbequina es la mejor, la menos "amarga" y la más versátil en cuanto a variedad en usos.

    Y sobre la crema de guisantes, ¿me permites que me mantenga al margen? No hacemos muy buenas migas con los delicados guisantes :( Vuestras entradas son tan interesantes que siempre hay algo más de lo que hablar.

    Besos

    ResponderEliminar
  16. ¡¡¡¡Uuuuuuuuuuuuuhhh!!!
    ¡que blog mas chulo tienes !!

    ResponderEliminar
  17. Viena: pues sí que es raro, ¿fue un duelo? no encontré nada.

    Juan Carlos: se nota que adoras la literatura, y lo mejor de todo, adoras enseñarla. Muchas gracias por la cita.

    Yolanda, a Lola le pasa exactamente lo mismo, no puede con ellos.

    ¿Qué cosas verdad? ;)

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  18. Buenísimo! ya llevo la receta para prepararles a mis niños, que por suerte, comen de todo..
    un besote

    ResponderEliminar
  19. Me habéis dado donde más me duele. ;-) El puré de guisantes con cebollita casi caramelizada por encima siempre ha sido uno de mis platos favoritos. Debe de ser que soy muy niña...

    Y fan de Bonduelle también, no sólo de sus conservas (su maíz y sus guisantes no faltan en mi casa) sino también de sus congelados. La calidad de esta marca es para mí indiscutible.

    Besos.

    ResponderEliminar
  20. Carlos estupendo puré ¡¡¡ ahora si lo llegas ahcer con los presules frescos de Almeria, el niño se come mas de un plato y los adultos tambien.
    Una idea estupenda hacer y congelar, a las mamas novatas les vendra bien esta receta....
    Saludos desde Almería.

    ResponderEliminar

**** A T E N C I O N     S I    D E J A S    U N    C O M E N T A R I O ****

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que los comentarios estarán pendientes de moderación.

Mercado Calabajío se reserva el derecho de publicación de comentarios que contengan nombres de comercios, tiendas, publicidad o cualquier sospecha de indexación en los buscadores. .

También puedes mandarnos un correo a por la sección de 'Contactar' del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde las plataformas de facebook, google+ o twitter accediendo desde los botones de la columna de la derecha del blog.

Perdonar las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger