6 feb. 2012

Cómo hacer guacamole en casa

Tenemos un recuerdo del guacamole buenísimo. Hará unos diez años, cuando el cilantro se empezó a vender en los supermercados, recurríamos a una receta de guacamole algo distorsionada pero que nos encantaba, consistía en batir el aguacate con cebolla, algo de ajo, cilantro, aceite de girasol u oliva suave, algo de picante (jalapeños), limón y sal. Aquellos primeros guacamoles que tomábamos con nuestros amigos dieron mucho de que hablar, sobre todo en nuestros desplazamientos a Almuñecar, dónde preparábamos los mejores guacamoles por tener acceso a los mejores aguacates de toda la península, unas piezas hermosas y cogidas en su punto, con una carne verde, sana y magra. A todo esto, tenemos aún pendiente hablaros del aguacate, espero retomar pronto los apuntes y compartiros el ladrillo, a los que os gusta este fruto lo que os vamos a contar os va a encantar.


El guacamole auténtico es diferente desde su presentación, se hace de forma totalmente manual y el resultado es distinto, aunque la base sea muy parecida. El único problema viene con el chile y el jitomate, aquí en España no podemos acceder a ellos con facilidad. Los auténticos chiles son los chiles serranos, pero hemos leído en algunos sitios que se puede sustituir por un pimiento del padrón que pique, aunque mejor que no pique tanto, o por un chile verde normal, un jalapeño o, si nos apuráis, unas gotas del famoso tabasco verde, esto último lo hemos probado en el pseudo guacamole de nuestros inicios. Y en cuanto al jitomate, éste se ve en algunos mercados pero si no lo encontráis se podría sustituir por un tomate rojo y firme. En el auténtico guacamole el aguacate va chafado con el tenedor, no lleva ajo, ni aceite de ningún tipo, aunque le vaya de maravilla, pero la verdad es que con lo graso que es el aguacate el aceite sobra. Y por supuesto lleva cilantro, y mucho, pero éste no va batido sino picado, e incluso algunos lo chascan con las manos y lo echan, tal cuál. Lo malo de echar mucho cilantro es que a muchos comensales no le gusta, a nosotros sí. Y por último el asunto de la lima, la verdad es que las limas que tomamos aquí no tienen la calidad que tienen las de sudamérica o centroamérica, aquí suelen venderse de fuera y éstas vienen secas y muy ácidas, pero sí es importante provocar poco dulzor a la mezcla y sí un buen agrio, de todas formas también se puede utilizar un limón verduzco y en ningún caso maduro.



Bueno, pues vamos con este sencillísimo mole, para que piquen 6 personas necesitáis 4 aguacates maduros, media cebolla dulce de Fuentes, 1 tomate hermoso, el zumo de 1 lima pequeña (se puede usar algo más), 2 chiles, 4 ramitas de cilantro y sal.


Primero trocearemos las guarniciones para que el aguacate se oxide lo menos posible, aquí el tomate lavado.


La cebolla muy picada, comprarla buena.


El pimiento, sin pepitas, lavado y muy picado.


Y por fin el aguacate, los rajamos longitudinalmente hasta topar con el hueso, giramos las partes en sentido contrario, y sacamos el hueso clavando el cuchillo.


Limpiamos los aguacates de partes negruzcas y los ponemos en un bol. Nosotros dividimos la preparación en dos boles para que los comensales llegaran mejor. Vuelvo a repetir, qué malos los aguacates que vienen de lejos, ufff.


Machacamos los mismos con un tenedor.


Y echamos las hortalizas.


Picamos un poco de cilantro y lo añadimos a la pasta de aguacate. Removeremos bien, dejarla con el grosor que más os guste.


Como no lo íbamos a tomar inmediatamente, lo dejamos tapados con film y con el hueso dentro, no sé si será verdad lo de que se pone menos negro el aguacate, pero no nos arriesgaremos. Si van a transcurrir más de 2 horas, se puede echar opcionalmente una finísima capa de aceite por encima, nada, lo que es abrillantar la superficie.


Justo antes de servir, tiraremos el hueso, y removeremos bien. Podemos dejarlo aquí o ponerlo en otros boles más pequeños.


Salud.

Print Friendly and PDF

50 comentarios:

  1. Sois muy puristas Carlos... En casa hago muchísimo guacamole, pero si lo viera un mexicano me estaría corriendo a leches hasta pasado Parla... No me entusiasma el cilantro, ergo no le pongo, pero en cambio le añado un poco de ralladura del limón verde y un chorrito de aceite virgen. Me vais a decir que le cambia el sabor... soy consciente de ello, pero me encanta ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De puristas nada Jesús, nosotros lo hacíamos batido, con ajo y con aceite, y nos encantaba. :)

      Eliminar
  2. Me encanta vuestra publicación del guacamole! Yo me aficioné a él en un crucero de caribe, cada tarde lo servían de aperitivo en un bar y sólo iba allí para comer el guacamole jejejje Tenéis toda la razón en que allí sabe de otra manera, supongo que será por lo que comentáis de la lima, aguacates etc.... De momento me quedo con esta receta!

    Espero ansiosa vuestra publicación sobre el aguacate, pues últimamente me he aficionado a hacer platos con este fruto!

    Besos

    Por cierto, el viernes hice el rape al all cremat vuestro, una exquisitez! La foto no me acaba de convencer, por lomque lo repetiré (así tengo na excusa.... Jejejje) y a ver si lo public pronto :))

    ResponderEliminar
  3. Me encanta Carlos. Os ha quedado estupendo.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  4. Yo hago un pseudoguacamole con cebolleta, tomate maduro rallado, mostaza amarilla, lima (tengo un árbol con limas excepcionales en la entrada de casa) , unas gotas de tabasco y aguacate de Almuñecar. A todos se les caen las lagrimas con él pero hoy me has hundido moralmente, definitivamente lo mio no es guacamole!

    ResponderEliminar
  5. Este guacamole está perfecto...yo lo hago así, pero con jalapeños en lata. A mí me lo enseño a hacer un cocinero peruano y nos dijo que el autentico guacamole es así...no he probado nunca otra versión, pero para gustos....

    ResponderEliminar
  6. Iba leyendo y mirando y pensaba...q se ha dejado el hueso dentro! Kako me enseñó a lavar el aguacate cuando lo pelas y no se oxida....pero entiendo q mejor prevenir q no q te quede todo el guacamole negro...me llevo la receta, q no lo he hecho (ni probado!) nunca...

    ResponderEliminar
  7. Me gusta tu forma de preparar el guacamole. En México hay tantos guacamoles (o casi) como personas lo preparan según zonas.

    ResponderEliminar
  8. Carlos,

    Es bien cierto que el mundo está lleno de coincidencias, tanto que nos has pillado preparando un guacamole "sui generis" que solemos hacer en el desierto, allí siempre falla algo.
    Es de nuestros aperitivos preferidos y nunca, al igual que el pesto, nos falta.
    En un viaje a México, compramos un triturador de silicona en forma de estrella que es una autentica pasada, también compramos una especie de cuchara para sacar la pulpa, que fue (al menos para nosotros) un autentico fracaso, a fin de cuentas, es super sencillo pelar un aguacate, en fin, cosas de los "gadgets".

    Nosotros solemos utilizar una especie de jalapeño (muy digno) que se cultiva en la zona de Fes y Meknes, es con el que se hace la harissa, cuándo son pequeños, son ideales y los hay de dos variedades, verdes y rojos. En cuánto al cilantro, en Marruecos... una locura.
    En Marruecos, el cultivo de aguacate, se implantó hace unos años, pocos, poniendo en vilo a los cosechadores Malagueños. Son de muy buena calidad y naturalmente a un precio irrisorio, comparado con el precio medio en España. Cosas de la globalización.

    "Los temores de ASAJA se confirman tras estudiar las cifras del país vecino: Marruecos tiene una superficie plantada de unas 1.000 hectáreas y una exportación de unas 2.000 toneladas en el pasado año. Ha consumido en su mercado nacional entre 5.000 y 7.000 toneladas, lo que demuestra que es un mercado potencial al que deberíamos acceder en las mismas condiciones."

    Esperamos ansiosos tu entrada sobre el aguacate. Buen guacamole.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Buenísimo!!! Me encanta en cualquiera de sus variaciones, independientemente del grado de pureza de la receta. La verdad es que me ha gustado la intro para saber cómo es el tradicional. Yo lo hago como en esta receta pero le añado aceite, pimienta y tabasco rojo...
    Saludos,
    Pablo

    ResponderEliminar
  10. Tengo que decirte que guacamoles hay muchos, porque luego en su casa cada uno lo hace a su manera, como toda receta! En la casa en la que yo vivia no se le echaba cilantro, lo que lo agradecí porque no puedo con ese sabor, pero cuando comia fuera eso era otra cosa, a todo le echaban cilantro ufff! Adoro el guacamole, y por supuesto que con los aguacates de Almuñecar todo mejora y mucho! El vuestro tiene una pinta estupenda...como todo lo que ponéis:)

    ResponderEliminar
  11. El aguacate es de lo más versátil, da un juego increible en la cocina. El guacamole tiene un aspecto inmejorable. Un saludo, Clara.

    ResponderEliminar
  12. El aguacate.... ese bendito descubrimiento ;)
    Yo adoro el guacamole.... podría comérmelo a cucharadas... eso sí, SIN Cilantro..... nos llevamos a morir el cilantro y yo... y me da una rabia no poder comerme el guacamole de los restaurantes mexicanos..... Los jalapeños tampoco se los pongo por lo mismo, me parece que le quitan demasiado protagonismo a los otros ingredientes y no me convencen.
    Y lo del pimiento.... nunca he comido un aguacate que lleve pimiento... no sabía que lo llevase.... Pero seguramente con el pimiento no tenga problemas.....
    En fin... que bueno el guacamole.... hasta con las tostadas del desayuno ;)
    Un besote.
    Lau.

    ResponderEliminar
  13. Que buena pinta tiene, a mí me encanta el aguacate, y por supuesto el guacamole aunque si te soy franca, no lo conocía con cilantro! Lo tengo que probar, porque el cilantro me encanta, y estoy segura que le va devino... gracias por compartir la receta!

    ResponderEliminar
  14. No lo he comido nunca, tomo nota. Besos

    ResponderEliminar
  15. Yo tampoco me termino de creer eso de que si dejamos el hueso dentro no se pone feo pero por si las moscas, yo también lo dejo, ja.ja.
    ¡ Qué rico, Carlos !
    Un abrazo,
    María José.

    ResponderEliminar
  16. Aquí los aguacates son espectaculares, especialmente los del municipio de Mogán. Tengo en casa unos cuantos aguacateros. La receta perfecta igual que el truco de la pipa. ¿Lo has probado dentro de la sopa de fideos? ésta debe estar bien calentita para que no se enfríe y se le añade ya en el plato unos taquitos de aguacate. Exquisito. Un besote de Oli de ENTREBARRANCOS

    ResponderEliminar
  17. Yo creía que era el único que hacía un "falso guacamole" pero veo que cada uno hace "lo que puede", el mio de guacamole sólo tiene el aguacate ya que no nos gusta el cilantro y lo que le echo es una mezcla de especias trituradas en el almirez, aunque en casa triunfa como la cocacola en lata, en fin supongo que cada uno le pone lo que mas le gusta y le llama como le parece ;)El que haces tiene una pinta estupenda y un verde precioso. Bezitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú lo haces entonces como Apicius de La Cocina Paso a Paso, tengo que probarlo!

      Un saludo.

      Eliminar
  18. Carlos y ahora cual pongo???? ya hace mucho que hacemos el que tenias en el blog, con ajo y aceite nos gusta mucho, pero ahora tengo que hacer este, no sé que tal será a lo mejor no nos gusta porque estamos acostumbrados al sabor del otro. Que os parece a vosotros???? este o el de siempre!!! jejej ISABEL.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Isabel, jejejeje, pues los dos están buenos, yo pondría éste para visitas, queda más auténtico, pero si con el de antes estáis contentos, para qué cambiar. En sabor éste no lo va a superar, pero si tienes niños quizás con el batido no se encuentran tropezones y les guste más.

      Un saludo.

      Eliminar
  19. Yo lo hago siempre en casa, nunca lo compro. En casa está mucho más bueno. Seré sincera y te contaré un secreto (aunque por aquí no es ningún secreto!): la primera vez que quise prepararlo, me equivoqué y no compré cilantro fresco sino en especia (en semillas, vamos, como bolitas) y desde entonces lo hago con estas bolitas machándolas y.... voilà! queda bien también! seguramente sea mejor con el cilantro fresco porque se mezcla más pero mira es otra solución ;)

    ResponderEliminar
  20. Que rico! En casa nos apasiona el guacamole. Y lo hacemos prácticamente igual que vosotros, pero sin picante. Eso sí... mis aguacates no tienen nada que ver!! claro que aquí en Austria es difícil que lleguen buenos, pero cuando encuentro uno medianamente decente es una fiesta, y no falta el guacamole!!
    Un beso

    ResponderEliminar
  21. A juzgar por los comentarios parece que el guacamole perfecto es un tema complejo, pero lo cierto es que cuanto más tradicional es un plato más versiones distintas existen, ninguna más auténtica que otra, que para eso es tradicional y por lo tanto popular y al gusto del consumidor.

    A mí todas las versiones me vienen de nuevas porque no lo he probado nunca, así que el tuyo me parece fabuloso con los ingredientes que lleva. Todo esto me ha hecho recordar que tengo una amiga que se casó con un mexicano y vivió allí unos años. Cuando regresó me contaba que hacía un guacamole estupendo que le había enseñado su suegra y que cuando lo preparaba aquí los comensales alucinaban, y me decía en petit comité, "es que aquí no ponen los ingredientes adecuados". De repente me han venido ganas de llamarla y preguntarle el secreto! jajajajaj

    Conociendo vuestro saber hacer y lo que os preocupáis por estas cosas, sin duda, me quedo con el vuestro para iniciarme (aunque miraré también el que teníais publicado y me decido :-)) ). Ya os diré qué tal :-)

    muchos besos!

    ResponderEliminar
  22. Me encanta el guacamole... y estoy de acuerdo con vosotros. Como los de la Costa Tropical nada de nada. Yo hace tiempo que tampoco le pongo aceite.

    Aiss la Costa Tropical... recuerdo hace algunos años en un restaurante cerquita de Motril.. un helado de mango y chirimoya... mira que pedí la recetas eh???, no la conseguí... "secreto de la casa".
    Besos¡¡

    ResponderEliminar
  23. Está excelente el guacamole que hacen porque como siempre, se debe sustituir por estar en otro país y ustedes sabiamente lo hicieron y se ve que está delicioso.
    En la zona donde vivo lo hacemos diferente desde antes de la conquista, que es con tomate verde (tomatillo), muy rico también..
    besos

    ResponderEliminar
  24. Me encanta el guacamole y el cilantro. Y con ese paso a paso se me ha hecho la boca agua. Me voy corriendo a preparar uno. Besos

    ResponderEliminar
  25. Mira hace años no podía con el aguacate, un verano de vacaciones nos trajeron a la mesa unos nachos con guacamole, yo no se si era por la temperatura, el sitio (Miami), que nos los sirvierón en la barra de la piscina (dentro) que estaba con mi maridito, o lo que sea, que me enganché al guacamole y ahora me encanta!!! me quedo algún truco, siempre dais de muy buenos!!! besotes.

    ResponderEliminar
  26. El aguacate está buenísimo en la sopa, te lo recomiendo, no hace mucho hice una cremita de patata y maíz con guacamole ( http://lasbuenasmigas.blogspot.com/2011/11/crema-de-aguaturma-y-maiz-con.html )

    Ah, os digo un remedio casero contra la celulitis contado por una brasileña... hacer masajes circulares con un hueso de aguacate en las cartucheras... con constancia la celulitis desaparece (por lo visto) os lo cuento porque las brasileñas entienden de eso ;)

    Besos.

    ResponderEliminar
  27. Esto con unos nachos y no parar, jejej. Lo he hecho varias veces pero con menos cosas que tú,me apunto la versión.

    Saludos

    ResponderEliminar
  28. Pues a mi me interesa mucho la receta del guacamole. Nunca la he preparado en casa, y no será por no tener aguacates, y de los buenos, je,je (bendito suegro tengo, je,je), lo que me tira para atrás es encontrar el resto de ingredientes. De hecho el cilantro no lo encuentro fresco por aquí, y los chiles, ¿dónde?, es difícil incluso encontrar los pimientos de padrón. Bueno, de todas formas cuando consiga reunir todos o casi todos los ingredientes pruebo, y así puedo acompañar cualquier comida mexicana que llevo tiempo sin preparar.
    Oye, lo de la medida de tarrina de queso mascarpone de aceite de girasol, yo creo que se entiende, no?, o a lo mejor no me explico bien, je,je. Sabes que por aquí parece que hablamos otro idioma....
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  29. Desde luego merece la pena leer también los comentarios, casi nunca tengo tiempo...pero me llevo la idea de Oli de ponerlos en la sopa de fideos. Sólo pasaba por aquí para decirte que noche tuve que hacer guacamole...no pude resistirme. Un saludi

    ResponderEliminar
  30. Un magnífico paso a paso, como de costumbre, Carlos. Me han encantado las ideas que aportan en los comentarios los demás comentaristas. Un abrazo

    ResponderEliminar
  31. Carlos que delicia de guacamole, en casa lo preparamos muchísimo, muy muy parecido al tuyo y la verdad es que es una maravilla, yo también le pongo un poco de cilantro y tanto el sabor como la frescura que le aporta es única.

    Si os gusta el cilantro ponedle un poquito en las ensaladas verás que toque le da más rico y fresco

    Besotes familia

    ResponderEliminar
  32. Ahora veo que mi guacamole no tiene mucho que ver con el original, no le añado cilantro porque no me gusta demasiado y la cebolla la paso por la trituradora porque no soporto encontrarme los trozos, por el resto si que se parece y a nosotros nos encanta, que es lo importante.

    Estoy deseando que publiquéis el artículo sobre los aguacates, a mi me encantan y como sabéis tengo acceso directo a los aguacates de mi familia, pequeñitos pero carnosos y muy sabrosos.

    Bicos

    ResponderEliminar
  33. Me gusta mucho el guacamole y por ello pienso que el realizado con tu receta tiene que estar buenisimo. Lo probare pero tengo primero que conseguir unos aguacates tan estupendos

    ResponderEliminar
  34. Pienso seguir vuestra receta la próxima vez que vaya a preparar guacamole, hay que ver lo lejos que estaba yo del auténtico :))...ayyyyyy como me gusta aprender!!!! gracias por esta deliciosa entrada...un besito

    ResponderEliminar
  35. Fantástico post, y mira que esta bueno, verdad???

    ResponderEliminar
  36. Qué bien explicado! Además, el guacamole es una joya culinaria. Pocas cosas hay más ricas que un pan untado en él.
    Un besoteeeeeeeee

    ResponderEliminar
  37. Acabo de conocer tu blog y desde luego me quedo de seguidora, las recetas son buenísimas y las fotos también. Me encanta la comida mejicana y el aguacate, que por cierto mi árbol ya dió este año 7 aguacates, y en Asturias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti Petra por seguirnos!!, un placer :)

      Eliminar
  38. Qué rico el guacamole!! En mi casa hay varias recetas de guacamole, porque a mi hermana por ejemplo no le gusta la cebolla así que cuando ella lo hace no le echa cebolla y os aseguro que le sale muy sabroso también!

    por cierto que en mi casa hay una superstición jajaja, hacemos guacamole cada vez que el Barça juega un partido importante ya que notamos que cuando lo hacíamos, el Barça ganaba y en alguna ocasión si no lo preparábamos, el Barça perdía... así que se ha quedado medio en broma como una tradición :D Me anoto esta receta para la próxima temporada futbolística a ver si también nos da suerte ejeje

    Por cierto, creo que deberías habilitar la opción de subir a Pinterest las fotos del blog! Me encantaria poder compartirlas en mi Pinterest pero no esta habilitada esa opción, como ya tienes la marca de agua, creo que sería buena idea para dar a conocer más tu estupendo blog sin que nadie te robe las imagenes.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no se hable más, si haciendo aguacate gana el Barça, ya puede estar la afición tranquila pese a que se haya ido Guardiola :) jejeje. Me parece genial esta superstición!

      Sobre lo de Pinterest, no queríaamos habilitarla precisamente por eso, pero ahora que lo dices, es un poco tontería, la marca de agua va con la foto.

      Muchas gracias!

      Eliminar
    2. Judith no podemos hacerlo, tenemos las fotos de forma privada, por recomendación de un blogger hace años por el tema de la piratería, y no hay conexión posible con flickr :(, por ahora no es posible. Espero que en un tiempo...

      Eliminar
  39. vaya, ya veo lo de Flickr que comentas... una pena.. Como no hay peligro porque la marca de agua ya os identifica, en alguna ocasión, yo me descargaré alguna foto y la subiré a mi Pinterest con enlace a tu blog, por supuesto, si no os importa. Espero que sea buena publicidad y os ayude a ganar más adeptos!! (si no os parece bien, me lo dices, que no hay problema!)

    Gracias por todo!

    ResponderEliminar
  40. yo lo hago parecido, le añado un poco de aceite virgen y un poquito de vinagre pero sin pimiento

    ResponderEliminar
  41. Me acabo de aficionar al guacamole, no había probado la comida mejicana y me encantaa!

    ResponderEliminar
  42. Lo he probado en Foster, y la verdad es que me encantaaaa

    ResponderEliminar

**** A T E N C I O N     S I    D E J A S    U N    C O M E N T A R I O ****

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que los comentarios estarán pendientes de moderación.

Mercado Calabajío se reserva el derecho de publicación de comentarios que contengan nombres de comercios, tiendas, publicidad o cualquier sospecha de indexación en los buscadores. .

También puedes mandarnos un correo a por la sección de 'Contactar' del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde las plataformas de facebook, google+ o twitter accediendo desde los botones de la columna de la derecha del blog.

Perdonar las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger