8 sept. 2010

Restaurante Sicilia In Bocca (Madrid)

Antes de verano estuvimos en este restaurante genuinamente italiano sito en la calle Yeserías en Madrid. Nos habían dado varias referencias y además leímos otras más en Internet, por fin decidimos ir con unos amigos y nuestras impresiones fueron variadas (ahora veréis). Ya sabéis que comer en los italianos nos encanta, y a lo mejor no decimos ninguna tontería si 1 de cada 3 veces elegimos un restaurante de este tipo para ir a comer o cenar. Siempre que nos dicen de ir a alguno ni nos los planteamos, casi todos acaban gustándonos y casi siempre salimos contentos porque son sitios con una cocina muy agradable y bastante económicos.


Sicilia in Bocca es un restaurante que debe de llevar abierto ya varios años porque hay opiniones en los foros desde 2005, pero desconocemos cuándo lo abrieron. Todos los que comentan coinciden que a excepción de algunos detalles, alguno grave ahora os contamos, es un buen restaurante genuinamente italiano, con camareros y cocineros sicilianos de pura cepa. Su ubicación invita a ir porque aunque no está demasiado lejos de la zona de Puerta de Toledo y La Latina para luego ir a tomar algo.

Reservamos por teléfono en la terraza, una terraza que no está acondicionada en absoluto porque además de haber 4-5 mesas mal avenidas, los autobuses y coches pasan por una calzada muy próxima a las mismas, vamos, a poco más de 1 metro de dónde te sientas. Os lo recomendaremos porque aunque es muy ruidoso, si se llena dentro lo es más, y además el salón es muy pequeño y las mesas están colocadas a nuestro juicio de manera agobiante.

Pero esto al fin y al cabo no nos importó demasiado. Pues nada más empezar pedimos unas cervezas, y nos trajeron una excelente focaccia con tomate, queso y orégano que realmente estaba buenísima. Nos encantó, y en seguida se nos olvidó todo.


Luego, y una vez estábamos todos los comensales, pedimos sobre una carta breve y con alguna referencia a vinos italianos a muy buen precio, aunque al final ninguno se animó a pedirlos y acabamos pidiendo agua y cerveza. De primero pedimos una ensalada capricciosa la cuál nos dejó un poco indiferentes. No estaba mal, pero tenía un aliño exagerado con una emulsión de Vinagre de Módena y aceite de oliva que empalagaba aunque es cierto que las hemos probado peores. La ensalada tenía rúcula, radicchio y hojas de lechuga romana, también frutos secos (piñones y nueces) y algo de jamón cocido. Ya os decimos, aunque estaba aceptable era una ensalada que se podría mejorar.


Luego pedimos un timbal de berenjena para compartir, muy rico pero algo escaso ya que sólo eran 2 pisos de berenjena y tomate gratinados con mozzarella y albahaca. No nos dijeron nada al respecto, pero para una persona merece la pena pedirlo.


A continuación un risotto de gambas y espárragos estupendo (Risotto ai Gamberetti, asparagi y Gorgonzola). Un plato con un sabor muy rico dónde predominaba el regusto a vermouth, un sabor fantástico a gambas y espárrragos y una cocción del arroz perfectamente elaborada. Las gambas eran de buena calidad y el sabor final a mí personalmente me agradó muchísimo.


Después vino una pizza capricciosa (para no variar), con una masa gruesa perfectamente cocida, perfectamente aderezada de buenos ingredientes y con mucho pero que mucho oficio. De masa gruesa pero perfecta, normalmente nos decantamos por las pizzas finas pero esta dio la campanada. Nos encantó a todos. Definitivamente merece la pena 'pizzear' en este sitio porque las hacen estupendamente (recordamos además que eran muy baratas).


Por último pedimos uno de los platos emblemáticos del sitio, hablamos de su pasta rellena de marisco con salsa de langosta y azafrán. A mí me encantó, un sabor pronunciado a azafrán dónde parte de la langosta venía troceada alrededor de los ravioli y el resto dentro de ellos. Nos gustó mucho.


Para terminar una panacotta y un tiramisú excelentes. Bravo por los postres porque también nos encantaron.


Conclusiones, en este restaurante hay que tener cuidado con lo que pedimos. Nosotros os invitaríamos a que antes de pedir os pararais a pensar el riesgo que tiene el pedir algunos platos. Una pizza, por ejemplo, es poco riesgo pero un plato de ravioli con salsa de azafrán, a muchos les puede tirar para atrás ciertos matices. Por lo demás 2 tirones de orejas gordos, uno menos grave que es que tardan mucho en traer las cosas y éstas se enfrían, y el más grave que se les olvida lo que pides y a veces ni te entienden. No sé como será cenar en el comedor de dentro, pero en la terraza vimos a unos irse y a un matrimonio mayor quejarse de no llevarles cubiertos, y tardar una eternidad en traerlos. Es que eso desespera.

A priori no recomendaría el menú del día, ya que es un sitio para ir con tiempo.

Salud.

Print Friendly and PDF

15 comentarios:

  1. No hay ninguna duda, el restaurante os encantó. Lástime que me pille un poco a desmano para cuando voy a Madrid, pero como mi chico anda buscando siempre la pizza perfecta lo mismo le convenzo para ir. Un beso!

    ResponderEliminar
  2. Estas referencias, ayudan mucho, se lo paso a unos amigos que les gusta esta opción.
    Un besote!

    ResponderEliminar
  3. Carlos, lo de la pizza me ha hecho quedarme como tonta mirándola... yo tambien soy de pizza fina, pero de vez en cuando.... qué pinta!!!
    Un saludo, Begoña

    ResponderEliminar
  4. Tomo nota de lo que hay que pedir... por si pasamos por allí. Me gustan tus referencias y reportajes.

    ResponderEliminar
  5. Se me hace la boca agua solo mirar....mamma mia!!!!

    ResponderEliminar
  6. Carlos, a ver si te animas y haces una lista de los italianos más recomendables en Madrid. A cambio, te recomiendo mis chinos más auténticos:
    Don Lay
    El buen gusto
    Estos son los que más me gustan.

    Añado los asiana, china crown y miyama, pero más caros y de fusión.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. Cuando he visto la foto de la terraza me ha echado un poco para atrás, tan cerca de los coches y sin acondicionar. Pero la foto de la pizza es impresionante.

    Bicos

    ResponderEliminar
  8. A mi también me chiflan los restaurantes italianos. Suelen tener más o menos lo mismo pero es que no me canso de ellos.
    El menú que hoy nos presentas es más que apetecible. Sensacionales platos muy bien presentados. Ainssssssss ese tiramisú... quien hubiese podido estar allí para hincarte el diente.

    Besos y mil gracias por todas las recomendaciones.

    ResponderEliminar
  9. Hola CArlos, viendo tan buenas referencias culinarias que dais, me recomendarias algun sitio en San Sebastian?? pronto vamos a ir a pasar unos dias y si tu nos dieras un consejo lo aceptaremosss encantadissimos gracias

    ResponderEliminar
  10. Hola Lirci, bienvenida. Nunca hemos tenido la suerte de estar en San Sebástián, pero por lo que hemos oído es una ciudad para callejear y culto a los pintxos. Y si te apetece un restaurante diferente y algo moderno ve A Fuego Negro, nosotros hemos estado en el homólogo de Madrid (mira) y nos encantó.

    Un saludo y ya nos contarás.

    ResponderEliminar
  11. porosirisyporapis6 de junio de 2011, 11:38

    Pues yo por si os vale pongo aquí mi comentario: ni se os ocurra ir. Claro ejemplo de cómo un pésimo servicio (creo que el peor que he visto en mi vida) puede arruinar una comida francamente buena y auténtica siciliana.

    He estado 2 veces y en la primera, escuché al dueño despotricando con la camarera de la barra porque no le habían indicado que en una mesa con varios niños lo que se servía eran menús infantiles y ahora se lo estaban reclamando los padres de estos niños.

    Además en un momento determinado este mismo dueño o camarero se tropezó con una silla y uno de los platos cayó encima de mi mesa rompiéndose. Esto le puede pasar a todo el mundo pero terminaron restos de grasa en mi bolso de ante, que por supuesto, quedó para tirar. Lo único que me ofrecieron fue un espray anti manchas que lo más que hizo fue empeorar la mancha.

    Como normalmente no suelo ser quejica me fui y me aguanté.

    De hecho volví ayer mismo. Y esto ya fue el colmo.

    Llegamos a las 14.30 con mesa reservada y nos pasaron a la mesa. Ibamos 3 personas (mi marido, mi hijo de 4 años y yo misma). El restaurnate estaba medio vacío por lo que pensé "no tardarán mucho en servirnos".
    Hicimos la comanda y esperamos, y esperamos, y esperamos. Eran las 15.30 y no nos habían servido y les dijimos que, por favor, sacaran el plato del niño, que ya estaba de los nervios.

    En la mesa de al lado una señora le decía al mismo camarero que he comentado anteriormente ( o dueño o lo que sea) que si se había olvidado de ellos y que llevaban más de una hora esperando.

    Cuando les trajo la comida la señora se quejó de que la pizza estaba quemada y este hombre se lo discutió. A pesar de eso se la llevó a cocina pero la volvió a traer ante lo cual, la señora irritadísima ya dijo “¡¡¡¡Esto no está bien! Una hora esperando y ahora viene la pizza quemada y encima me dices que si está bien!!!”. Se la acabó llevando y cambiando por otra después de esperar.

    Mientras tanto, nosotros en mi mesa, seguíamos esperando y, de repente, me dice el camarero que han perdido nuestra comanda y que no está encargada.

    A mi marido casi le da algo y me dijo que íbamos a pedir el libro de reclamaciones. Le disuadí para no montar ninguna escena. Así que volvimos a esperar y a esperar.
    Pusieron el plato al niño a las 15.50 y a las 16.00 sacaron el plato de mi marido.

    Comieron los 2 solos porque el mío no salió hasta 15 minutos después. Yo comí también sola.

    Estábamos deseando irnos y pedimos la cuenta sin pedir postre ni café y cuando la trajeron lo que me imaginaba: en el menú no habían considerado el menú infantil sino que habían cobrado el plato normalmente así como el agua que entraba en el menú.

    Lo dijimos y el camarero (que ya estaba de mala leche por las broncas de la gente) nos trajo otro ticket con el menú infantil MAS TODO LO ANTERIOR SIN HABER HECHO EL DESCUENTO DE LO DEL NIÑO!!!.

    Mi marido ya se levantó irritadísimo y nos fuimos a pagar directamente a la caja en la que ¡SE VOLVIERON A EQUIVOCAR Y NOS SIGUIERON COBRANDO EL AGUA!

    Vamos, que no nos vuelven a ver el pelo y espero que esto os sirva.

    Para comer comida italiana buena hay otros sitios en Madrid con la misma calidad y a poco mejor servicio ya ganan por goleada.

    ResponderEliminar
  12. Porosirisyporapis: Madre mía, lo que nos cuentas es de juzgado de guardia, yo como tu marido me hubiera puesto de los nervios también y no sé que habría pasado. De todas formas ya contemplamos serios ademanes de pasotismo y de llevar en general una actitud así, pero bueno, la experiencia no fue tan negativa como la tuya, si no iban listos.

    Anotada queda tu denuncia, que para eso están los blogs, y efectivamente yo no volvería.

    Un saludo y gracias por contarnos al detalle vuestras dramáticas experiencias aquí.

    ResponderEliminar
  13. Un excelente lugar, os recomiendo buscar mas opciones de delivery de comida china en madrid: http://blog.just-eat.es/comida-a-domicilio/madrid/comida-china-llevar.html

    ResponderEliminar
  14. Es verdad que a veces Salvatore puede ser un poco desastre, pero sigue siendo un sitito altamente recomendable para comer

    ResponderEliminar

**** A T E N C I O N     S I    D E J A S    U N    C O M E N T A R I O ****

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que los comentarios estarán pendientes de moderación.

Mercado Calabajío se reserva el derecho de publicación de comentarios que contengan nombres de comercios, tiendas, publicidad o cualquier sospecha de indexación en los buscadores. .

También puedes mandarnos un correo a por la sección de 'Contactar' del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde las plataformas de facebook, google+ o twitter accediendo desde los botones de la columna de la derecha del blog.

Perdonar las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger