22 oct. 2009

PAN DE TOMATE (PRIMER INTENTO)

Hola a todos. Este fin de semana pasado hicimos nuestro primer intento de pan de tomate, un pan que bien realizado nos encanta, y que siempre lo pedimos en algunos restaurantes de menús degustación, y que además vimos hace poco en la web de gastronomiaycia. La verdad es que quisimos probar esta versión de pan de tomate pero hecho con tomate natural y sin ningún aditivo más, porque claro, era fácil pensar que si en vez de echar agua al pan echáramos jugo de tomate natural la cosa iba por buen camino, pero no, estábamos equivocados. El pan después de la cocción no sabía apenas a tomate aunque tomó algo de color del mismo y un levísimo matiz. El pan eso sí quedó crujiente y muy bueno, pero hay que reconocer que fue pequeño fracaso. Así que hemos querido compartir con vosotros este intento para poder aprender todos juntos de los errores, además, podemos hacer una especie de encuesta para ver como hacerlo correctamente si alguien ya lo ha intentado. Además con este post, queríamos inaugurar oficialmente nuestra nueva temporada de panes.


Os habréis dado cuenta que tampoco usamos para su elaboración dos interesantes comodines que a priori le van fenomenal, uno es algo de aceite de oliva virgen extra el cuál le aportaría aroma y untuosidad, y qué rabia porque posteriormente a hacerlo abrimos un AOVE extremeño de arbequina que nos ha emocionado y del que pronto os hablaremos. Este aceite 'apesta' literalmente a tomatera, es una delicia y un gran descubrimiento. Bueno, y el segundo comodín es haberle echado alguna especia que le fuera bien, véase orégano, o albahaca, o ahora que lo pensamos, un aceite de albahaca que copiamos a Dolors y que le podría haber aportado un aroma muy especial. También, y como nota al pie, los tomates que usamos no eran tomates buenos. Qué estafa a casi 2€ el kilo y patateros, se trataba de unos tristes tomates pera que más que sabor proporcionaban cuerpo, y esta vez no buscábamos eso. Otro gallo hubiera cantado si el tomate hubiera sido fragante y jugoso como algunos que hemos probado este verano.


Pues como ya os hemos dicho que la cuestión era sustituir el agua por el tomate rallado (y batido) a priori quedaba bastante bien. Además en dicho batido le añadías la sal, y la levadura, al ser ésta liofilizada, la echabas a la harina. Todo parecía que iba viento en popa, incluso la masa que una vez colocada en el bol para reposar, olía algo a tomate, pero claro, otra cosa fue la cocción.

<

A todo esto, estamos muy contentos con la harina de fuerza de los supermercados Makro. Ya nos los comentó Su hace tiempo, y la verdad es que lo agradecimos un montón porque la relación calidad precio es extraordinaria y no digamos si compras la super bolsa de 25 kilos, aquí creemos recordar que el precio del kilo de harina de fuerza bajaba de 1€.

<

Bueno, y la preparación es como ya sabéis, sin masa madre pero con fermentación previa, como hemos hecho siempre. Utilizamos esta vez 600gr de harina de fuerza y levadura seca de panadería (2 sobres de 5,5gr) o 25gr de Levadura fresca). Todo ello bien mezclado.

<

Luego limpiamos a fondo la encimera e hicimos in volcán hecho con la misma harina y con el tomate batido (355ml aprox) con la sal (1 cucharada sopera) en el centro.

<

Y a darle al amasar, ya sabéis, bien fuerte y asumiendo poco a poco toda la harina. La masa debe de quedar muy húmeda y se os debe de pegar a las manos (así se evitan las posteriores migajas al partirlo).

<
<
<

Al final y gracias a una espátula o cuchillo de hoja ancha, separamos la masa de las manos y la colocamos en un bol enharinado o engrasado, dentro del horno con la luz encendida durante casi 2 horas. Encima del mismo, lo de siempre, papel film o un trapo.

<

El reposo fue un éxito (ojo, aquí se hundió el fermento mientras hicimos la foto).

<

A continuación, depositamos la masa en la encimera y cortamos las bolas con un cuchillo afilado.

<

Vamos calentando el horno a 250º y colocamos papel sulfurizado en dos bandejas de horno. Aquí enharináis y depositais los panes, rajados con más gracia que nosotros, gracias de nuevo a la espátula o cuchillo.

<

Los metemos al horno a esa temperatura y bajamos a 190º a los 10 minutos. Dejaremos los panes durante 35 minutos aunque todo esto depende del horno, harina, estado de la levadura etc.

<

Listos.

<

Una vez enfriados sobre rejilla, el pan estaba bien cocido pero sin los matices a tomate que os comentamos.

<

Una solución que hemos visto es añadir tomate frito casero como ingrediente extra a la harina y al agua, como también nos mostraron los mismos Velsid en su pan de tomate y albahaca. Está claro que al freír el tomate se le gana mucho sabor al mismo, y puede ser la solución.

<

¿Se os ocurre otra forma de hacer pan de tomate de forma natural?.

Salud.

Print Friendly and PDF

18 comentarios:

  1. Supongo que el pan es mejorable, pero yo así, como os ha quedado, me lo comía ahora mismo....tiene una pinta estupenda.
    No he probado a hacer panes con sabores. Ya llegará...
    Un saludo, Begoña

    ResponderEliminar
  2. Yo tuve el mismo problema, la ventaja que a mis hijas les gusta así, sin embargo cuando pongo tomate frito casero gana en color y sabor.
    Estoy en tratos con los de harina santa rita, a ver si nos pueden hacer un buen precio a los blogueros, tienen unas harinas con una calidad extraordinaria
    ya os iré contando
    Enhotabuena, el bocata tiene una pinta quepaqué

    ResponderEliminar
  3. Hola Carlos.
    Yo voto por añadirle pasta de tomate concentrada. En Italia se usa mucho y es muy barata, la venden en tubitos como el dentífrico, le da vida a salsas y masas, aporta sabor y mucho color. Añadiría también a la masa mucho orégano, eso le da un sabor "pizzaiolo" que diría un italiano.
    Qué envidia me das, me encantaría tener tiempo para hacer panes y pizzas...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. ¡Pero si tu pan se ve estupendo!
    Simplemente yo le restregaría un tomate maduro con su aceite, como hacemos siempre por aquí.

    Otra forma, no sé, nunca he hecho pan, pero se me ocurre con unos tomates secos, que potencian mucho el sabor junto con un poco de orégano y unas aceitunas negras de Aragón. A lo mejor estoy diciendo una barbaridad. Pero lo que si tiene una pinta bárbara es ese bocadillo de chorizo y queso, me lo quedo para desayunármelo ahora mismito. :)

    ResponderEliminar
  5. Hola... me ha encantado esta receta de pan con tomate...

    Soy de la opinión de intentarlo con tomate concentrado -una pena porque aquí no lo encuentro y el que me traje de Roma ha volado- me parece mucho mas natural que el tomate frito.

    La harina de Makro estupenda y a buen precio, ya quisiera yo tener sitio para meter el saco de 25kg.

    Besos

    ResponderEliminar
  6. Pues yo me sumo a las dos ideas que te han dado, si no quieres recurrir a las latas, unos cuantos tomates secos mezclados con los tomates frescos seguro que le da un plus de sabor, y si no, el concentrado de tomates, esas latitas pequeñas de Cidacos de doble concentrado de tomate, yo lo uso para las pizzas desde que lo leí en La zuccheriera y desde entonces las pizzas me salen muchísimo más ricas.
    De todas formas, tus panes tienen un aspecto estupendo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  7. Ni idea Carlos pero tu sigue experimentando y nos lo cuentas,así si alguna vez me decido,voy a por todas.
    Un abrazo,
    María José

    ResponderEliminar
  8. Yo me sumo a la idea de Lilo y de BuenasMigas......pero las opciones dos juntas......un poco de concentrado de tomate y unos tomates deshidratados, y rehidratados en aceite...

    Seguro que sale espectacular!!!

    Besos


    B

    ResponderEliminar
  9. Hola Carlos, me quedao muerta.
    Si dificil es para mi hacer pan, ya con el tomate mas;))
    Si quizas le falte color,yo compre el concentrado en Carrerfour.
    Pero chapó por tu proceso y por esas manos en la masa, me ha encantado esta foto.
    Fantastico bocadillo.

    Y el queso todo un hallazgo.
    Envuelto en manteca.
    ¡¡¡ Toma ya!!!
    ¿Lo has comprado para hacer dieta?
    je je.
    Besos
    Margot

    ResponderEliminar
  10. Tiene muy buena pinta; el otro día vi que vendían tomate deshidratado molido, y si me animo le echaré de este por ver el sabor que le da al pan.

    ResponderEliminar
  11. Gracias a todos por vuestros consejos, hemos tomado nota del concentrado de tomate, de las especias y de los tomates secos.

    Conocíamos ese concentrado de tomate marca Cidacos, los hemos comprado para imitar el clásico sandwich de queso con tomate de Rodilla, y la verdad, lo volveremos adquirir para probarlo.

    Lo del bocadillo de chorizo de Pamplona es un antojo que tenemos de vez en cuando. Os aconsejamos probar el troncal de Pamplonica, bárbaro.

    ¿Os animáis alguno a hacer estos panes?.

    Un saludo y gracias.

    ResponderEliminar
  12. Yo viendo lo que puede dar de si el tema, me apunto.

    Hay que ver las variaciones que puede tener una receta, y lo mejor es que son todas buenas.

    Si entre todos estos comentario podemos elaborar un pan exquisito.
    Aunque, ese bocadillo final, es difícil de igualar ;)

    Un saludo

    ResponderEliminar
  13. Yo utilizo jugo de tomate y pico unos pocos tomates secos y tiene una sabor estupendo
    un saludo
    Amalia

    ResponderEliminar
  14. Vaya bocata!!

    Tengo que probar yo tambien con el tomate.

    Besos. ana

    ResponderEliminar
  15. Estamos con los comentarios anteriores, ¡menudo bocata!, ya conoces nuestras recetas de pan de tomate, aún sacaremos algunas más, pero la tuya no digas que es un fracaso.... no lo es, es un pan suave, que también habrá paladares que lo agradezcan así :P

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  16. Carlos, yo me descubro ante este pan, para es una hazaña su elaboración!!! ya sabes que os doy mucho mérito a los "paneros", me parece algo muy difícil de conseguir, asi que solo puedo darte la enhorabuena.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  17. Muy buenas , me encanta esta pagina porque siempre haceis cosas curiosas. Yo soi maestra panadera y pastelera y os comentare que en la receta del pan de tomate lo que os ha fallado precisamente son eso, los tomates, no se hace con tomates frescos sino secos, podeis secarlos vosotros mismos y triturarlos o comprar ya el tomate seco, viene como en copos. Una vez hecha la masa como habeis hecho le añadis los copos de tomate seco y si lo deseais un pco de oregano o albahaca. Hacerlo así y vereis como los matices que os han faltado aqui aparecen con el tomate seco que tiene mas concentrado toas sus propiedades y sabor.

    ResponderEliminar
  18. Hola anónima, muchas gracias por escribirnos y dejarnos tu opinión. Pues sí, lo sabemos, ya nos lo han dicho ¡mil gracias!. Mira hicimos otra prueba con concentrado y tampoco (mira aquí). Así que nos queda comprar el tomare seco.

    Pues aprovechando que nos visitas y abusando un poco de tus conocimientos, te queremos hacer una pregunta sobre panes ¿qué son los parámetros W y P/L en una harina?. Puedes ver un ejemplo de lo que te comentamos aquí.

    Un saludo y gracias de antemano.

    ResponderEliminar

**** A T E N C I O N     S I    D E J A S    U N    C O M E N T A R I O ****

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que los comentarios estarán pendientes de moderación.

Mercado Calabajío se reserva el derecho de publicación de comentarios que contengan nombres de comercios, tiendas, publicidad o cualquier sospecha de indexación en los buscadores. .

También puedes mandarnos un correo a por la sección de 'Contactar' del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde las plataformas de facebook, google+ o twitter accediendo desde los botones de la columna de la derecha del blog.

Perdonar las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger