24 sept. 2009

PESCADILLA COCIDA CON PATATAS

Hola a todos. Hoy os publicamos un plato muy típico en mi casa al que también llamamos pescadilla cocida o pescadilla de enfermo. Así la llamamos en mi familia y creemos que mucha gente, y la verdad es que es un plato que siempre hemos relacionado con la enfermedades e indisposiciones porque durante toda mi vida mi madre nos la ponía cuando estábamos malillos, o después de atracones como los de Navidades, o en los días posteriores a comidas copiosas, como nuestras jornadas de gachas. Os preguntaréis, ¿pero por qué la relacionamos con las enfermedades? pues por lo ligero que es, aunque la verdad es que es un poco injusto. Este fácil guiso de pescado y patatas apetece siempre por lo fácil de preparar, por lo suave, digestivo y nutritivo que es. Y por supuesto por sus propiedades, que ya os imaginaréis que es un plato que posee abundantes vitaminas y antioxidantes, propios del pescado y del buen aceite de oliva virgen extra. Luego ya las de las patatas nuevas, las del propio perejil o las del limón exprimido que utilizamos.


Lógicamente este plato tiene un origen desconocido, aunque sea bastante popular. Probablemente su procedencia sea muy humilde e incluso marinera, pero con estos ingredientes no hemos podido averiguar nada al respecto. Probablemente la versión que hacemos sea una variante del pescado en blanco (con tomate y pimiento) o también del caldillo de perro gaditano (con naranja), pero hay tantas versiones de este plato circulando por Internet, unas con algunos ingredientes más y otras con menos, que es difícil también consensuar. Algunas versiones del pescado en blanco sirven la pescada y la patata sin caldo, o incluso fría (con mayonesa), pero tomado así (en sopa) pocas. Pese a que éste sea un plato muy sencillo, es de esos platos bandera de la dieta mediterránea. Sólo por esto, hemos comprado que es muy injusto que poca gente hable de esta receta.

Y en nuestro caso particular ¿cómo entró en nuestra cocina el hervido de pescadilla o merluza hervida con patatas? pues no lo sabemos, fue por mi abuela, que ya la preparaba así desde hace muchos años tomado seguramente del boca a boca de amigas y vecinas. Mi madre, como siempre la calcó, y se convirtió enseguida en un plato familiar y habitual, y en una fórmula magistral ideal para las pachucheces como antes os hemos comentado. Insistimos, no os podéis imaginar lo sencillo y rico que es este plato si lo tomáis como descongestionante o purgante, sobre todo si lo preparáis con pescado fresco y lo servís recién hecho y con limoncillo y el mejor AOVE que os podáis permitir. Mmmmhh... riquísimo.


Vamos a ello. Para 2 personas, 2-3 rodajas de pescadilla (o merluza en este caso), 3 patatas medianas por persona (usamos algunas pequeñas), 1 hoja de laurel, 1 ramita de perejil, 5-6 dientes de ajos pelados, 1 cebolleta, sal, aceite de oliva virgen extra y zumo de limón para acompañar (opcional). ¿Fácil verdad?.


Se lavan, se pelan y se cortan las patatas en trozos desgarrados (chascados).


Se prepara el fondo de la olla, perejil fresco muy limpio, la hoja de laurel limpia, los dientes de ajo pelados y la cebolla en dos mitades.


Ahora se rellena de agua (no hace falta que sea fumet), y se pone a cocer con algo de sal, luego rectificaremos.


A mitad de cocción (mejor que al principio), echar algo de aceite de oliva virgen extra. En este plato el aceite de oliva es uno de los auténticos protagonistas, y si no ya lo veréis. No echéis tampoco mucha cantidad porque luego echaremos más en fresco, que es más aromático y poseerá más propiedades. Cocer las patatas unos 20 minutos con la olla tapada, o hasta que la patata esté tierna.


Una vez cocida la verdura probaremos de nuevo de sal, removeremos y echaremos la merluza limpia levemente bajo el grifo. Ahora algo muy importante, al echar la pescadilla/merluza dejarla lo que es tapar, que vuelva a cocer y apagar. Y siempre con la olla tapada. Menear un par de veces y listo.


Nosotros si echamos rodazas (ideales para dar más sabor), limpiamos la merluza o pescadilla en un plato aparte y servimos las mollas limpias de pescado con las patatas. En mi casa esto lo hacíamos cada uno, pero nosotros como no queremos encontrarnos espinas lo hacemos así. Eso es según cada uno.


Al final la misma queda jugosa, suave, digestiva etc. Y ahora viene el summum, ese chorrito extra de aceite de oliva virgen extra que echaremos en cada plato junto con un chorretón de limón fresco. A disfrutar.


Salud.

Print Friendly and PDF

17 comentarios:

  1. Carlos, tu comentario me ha hecho reir porque muchas veces mi hija me ha comentado lo mucho que le gustaba cuando era niña la pescadilla hervida con patatas, pero que yo solamente se la hacía cuando estaba enferma...
    Es verdad que está buenísima y hay que reivindicarla como un estupendo plato para cualquier día.
    Y tus fotos, como siempre, para morirse...
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Yo ceno una vez a la semana este plato me encnata!
    En casa a veces añadimos un tomate con piel a la cocción. Riquisimo!
    Mil gracias por estas recetas

    ResponderEliminar
  3. Jajajajajaa.... me ha encantado!!!! Yo también tomo la merluza así cuando estoy mala del estomago!!!!

    Supongo que es universal. Yo tengo este pescado como segundo y como primero una "sopa limpia" que tengo ganas de publicar un día aún a riesgo de que me abucheen... jeje.

    Coincido totalmente contigo en que, al margen de ser un plato sanísimo, está delicioso. Eso sí, en mi casa es solo patata, cebolla y pescado. Ni perejil ni laurel ni ajo, aún más pobre.....

    Estupendo plato de ternera que no lo había visto!!

    Besotes Carlos.

    Lau.

    ResponderEliminar
  4. Me recuerda mucho al "en blanco" del sur. Yo le pongo un tomate al hervido como lo hace mi madre y como dice Su. Además lo hago muy amenudo sin saber que es un plato para enfermos. Antes a cualquier cosa sencilla la llamaban así, de todas formas tu plato tiene una pinta... de resucitar a un muerto. Me encanta.

    ResponderEliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  6. Carlos
    a mi también me ha devuelto a mi niñez, en esos periodos en los que estaba malita y mi madre supongo que como todas las madres me hacia solicita esos platos que sabia que me vendrían bien.
    Sabes a mi me sigue gustando, pero me chifla con bacalao desalado, una delicia.
    petonets, sempre.

    ResponderEliminar
  7. Hola, es la primera vez que leo tu blog porque lo he descubierto por casualidad, buscando una receta de cremas. Y también por casualidad, hoy en la empresa de primer plato teníamos "Enblanco" que es como se le llama en el Sur. Aquí en andalucía se cocina igual pero con un tomate y un pimiento verde, que luego, dependiendo de los gustos, hay quién los pasa por el pasapurés o los dejan enteros.
    A partir de hoy cuentas con una nueva seguidora. Enhorabuena.

    ResponderEliminar
  8. Hola Carlos, y a mi también me encanta!! sobretodo cuando empieza el primer fresquito, los caldos y esos guisos en crudo y chafar la patita con el último chorro de aceite,mmmm que rico!!
    Tu descripción "se corta la patata en cachelos" ha originado un debate en mi casa. Aquí creíamos que el cachelo era la patata y por todo lo que hemos buscado en internet; es la forma de cortar la patata, pero con el tiempo se ha convertido en sinónimo y decir cachelo, es decir papata.
    La que hemos liado con el Wikipedia y otras cosultas..
    Un beso!!

    ResponderEliminar
  9. Otra vez yo, he querido decir: patatita.....no patita!!!!!

    ResponderEliminar
  10. Estoy viendo en los comentarios que este plato es "medicinal".

    Pues tiene que serlo porqué a mí mi mamá también me lo daba...

    Ahora lo tomo, sin patatas, cuando quiero "depurar" el cuerpo de grasas (y kilos)...

    Un saludo Carlos

    ResponderEliminar
  11. Yo como Su le ponia tomate.
    Hace muchos años hice una de tantas dietas que he hecho a lo largo de mi vida , y cada noche tocaba cenar ese plato.
    Y comprenderás que las aborrecí, ajajajaja.
    Pero estas magníficas patatas por separado,y la mezluza por otro te aseguro que me lo comía!!!
    Besos
    Margot

    ResponderEliminar
  12. A los amantes del pescado ( entre los que me incluyo) este plato es de obligada degustación por lo menos una vez a la semana. Yo lo pongo menos caldosito y con un chorrito de aceite virgen "crudo" por encima.
    ummmm,
    un abrazo

    ResponderEliminar
  13. En mi casa mi madre tambien lo preparaba igual que tu y si estabas enfermo ya sabias lo que tenias que comer.

    ResponderEliminar
  14. En mi casa también se hacía y nos encantaba, lo tengo que volver a hacer.

    Besos

    ResponderEliminar
  15. Muy buena pinta! En mi casa hacemos algo parecido pero con arroz y pescadilla. Lo llamamos arroz de enfermo, jajaj. Que injusto nombre para este plato tan delicioso.
    Besos

    ResponderEliminar
  16. Hola Carlos! Estoy buscando recetas con pescadilla en la red y me encuentro con tu post... Me ha hecho mucha gracia porque en mi casa también relacionamos la pescadilla con el "estar malitos" jaja, pensé que éramos los únicos!
    Genial la receta!

    ResponderEliminar

**** A T E N C I O N     S I    D E J A S    U N    C O M E N T A R I O ****

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que los comentarios estarán pendientes de moderación.

Mercado Calabajío se reserva el derecho de publicación de comentarios que contengan nombres de comercios, tiendas, publicidad o cualquier sospecha de indexación en los buscadores. .

También puedes mandarnos un correo a por la sección de 'Contactar' del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde las plataformas de facebook, google+ o twitter accediendo desde los botones de la columna de la derecha del blog.

Perdonar las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger