16 ene. 2013

Restaurante El Cebadero

Si existe en Leganés un restaurante conocido fuera de sus fronteras puede que éste sea el restaurante El Cebadero (Avenida del Museo, s/n). Y es conocido también porque quizás sea uno de los hornos más longevos de la zona, de hecho, si entráis al local veréis una barra plagada de fotos de mucha de la gente famosa ha desfilado por allí, y aunque por experiencia sabemos que eso no significa mucho porque igual los que fueron ni han vuelto, al menos el sitio ha sido bien promocionado y guarda un encanto que se aleja del prototipo de locales que hay por la zona. Lo curioso de todo esto no es algo referente al sitio, sino que siendo Lola y casi todas sus amistades de esta localidad ¿os podéis creer que no me habían llevado aún por allí?, pues así es, así que al final nuestros amigos se dignaron a llevarme a conocerlo con el cachondeito pertinente por supuesto (y que nunca falte).

RESTAURANTE CEBADERO I

Bueno, pues fuimos un mediodía de hace unos meses cuando el calor todavía hacía de las suyas, y claro, nada más entrar nos encontramos una gran terraza con una suerte de pulverizadores de vapor para comer un asado tanto dentro como fuera. Para los veranos tan largos que tenemos, es siempre una sabia elección. A la entrada el restaurante nos encontramos con una pequeña barra, una decoración clásica y un par de rincones pintorescos. A la izquierda llegas a un comedor-bodega con un amplio número de mesas, todas ellas con una separación aceptable. Poco más.

Este sitio al parecer fue parte de un gran proyecto escolar de restructuración del antiguo cebadero de Leganés, creando además de este recinto enfocado a la restauración, un gran centro cultural con museo, auditorios etc. Se empezó a rehabilitar hace casi 30 años por alumnos de varias escuelas taller y se terminó en el año 1988. Al frente del Cebadero se colocaron Manuel y familia, y consiguieron dar a conocer este restaurante por toda la zona sur y posteriormente por toda la comunidad. Se trata en definitiva de un asador en horno de leña que ha marcado historia en Leganés y que sigue dando de qué hablar.


Y ya os hemos dicho en otras ocasiones que no es lo habitual que un local con tantos años y con una cocina sencilla aguante un nivel alto durante todo ese tiempo, y menos sin variar mucho la carta, pero vaya, o acertamos en lo que pedimos o es que va a ser que sí lo han conseguido. Casi todo lo que comimos nos gustó, bien es verdad que fuimos con gente que ya había ido y fuimos bien aconsejados, y además son de esas veces que a uno le toca un segundo plato con el que te quedas realmente encantado, y si a esto le sumas que hubo pocos detalles mejorables importantes, podemos decir que el restaurante tiene mucho más nivel del que muchos critican por la red. ¿Queréis ver cómo comimos?.


Eramos ocho para comer, y era la ocasión perfecta para sacar mas fotos a platos diferentes. No os hagáis líos, en este asador la especialidad es el asado y las carnes tampoco están mal, pero lo demás ni fu ni fa. Podrá estar un guiso o preparado mejor que otro, no hemos probado todos, pero creo que después de lo visto y de la experiencia de algunos de nuestros amigos en otras ocasiones, lo que aquí destaca de forma especial son las carnes, no hay más que ver el horno y parrilla que tienen, y los platos que pedimos. La próxima vez pediremos seguro el cuarto de cordero (2 pax).


Nada más sentarnos en una mesa redonda bastante cómoda pedimos la bebida, y en el trasiego de platos y comandas nos tocó el clásico camarero de los de toda la vida. Un hombre maduro uniformado, muy educado y muy atento, fue tomando nota de todo lo que pedimos al instante y el servicio fue bastante eficiente.

Empezamos la comida con unas simples croquetas de la casa, ya sabéis que no soy muy croquetero, pero las croquetas estaban buenas.


Pensando en otra de las especialidades de la casa, la morcilla de Burgos, pedimos al centro, y tras un mal entendido por nuestra parte, unos Crujientes de morcilla con cebolla caramelizada. En qué buen momento nos confundimos, porque estaban muy ricos.


Luego pedimos el plato de morcilla en cuestión, espectacular. Se parece mucho a la artesana que pedimos en Burgos. No es como la que normalmente te sirven por ahí, es más sabrosa, más rica... una delicia.

RESTAURANTE CEBADERO VIII

Pedimos también unas ensaladas, de las cuáles no tenemos fotos pero fueron normales. Y empezamos los segundos platos, Lola pidió Bacalao al horno con all i oli. Bueno, pero mejorable, la idea es un comodín, pero el bacalao no era el mejor que nos hayamos comido, no es para repetir.

RESTAURANTE CEBADERO IX

Una de las comensales pidió el único pescado que tenían congelado de la carta, en este caso era merluza, y al parecer estaba muy buena, magra y bastante bien frita, veréis además que el plato es muy abundante. Ideal para que lo compartan niños y adultos.

RESTAURANTE CEBADERO X

Otro comensal pidió lo que recordamos que eran Supremas de rape a la marinera. Nada digno de destacar.

RESTAURANTE CEBADERO XI

Otro comensal pidió el Solomillo de ternera al punto, al parecer era una pieza de excelente sabor y ternura, no lo pudimos comprobar pero al corte nos pareció muy tierno.

RESTAURANTE CEBADERO XII

Rabo de ternera, un plato de carne muy melosa, buen sabor y muy abundante, creemos que se hace pesado para una sola persona.

RESTAURANTE CEBADERO XIII

El clásico Entrecote de ternera con panaderas, estaba bien hecho, el sabor a parrilla efectivamente es muy bueno.

RESTAURANTE CEBADERO XIV

Y por último dos comensales pedimos el cochinillo asado en horno de leña al estilo Aranda, excelente, muy bien hecho, toda una sorpresa. También sirven paletillas de cordero, pero nos decidimos a pedir el cochinillo. Parece mentira que pongan tan buen cochinillo en un sitio dónde llegas y lo pides (sin encargo). No es el mejor que hayamos probado, que he tenido la gran suerte de probar varios cochinillos de libro, pero me pareció que el bocado rozaba la perfección. Indiscutiblemente recomendable, piel extra crujiente, con un gran sabor y por dentro bastante jugoso.

RESTAURANTE CEBADERO XV
RESTAURANTE CEBADERO XVI

Luego llegaron los postres, para mí lo peor de la comida. La mayoría eran caseros pero a ninguno nos gustaron demasiado, sólo la leche frita se salvaba, pero tampoco era la finura en persona. Eran bastante clásicos y poco finos, así que sinceramente, si no os ofrecen otros a los que os mostramos, lo mejor es que pidáis café y el postre lo dejéis para otra ocasión.

RESTAURANTE CEBADERO XVII
RESTAURANTE CEBADERO XVIII

En conclusión, no es tan mediocre como algunos quieren hacernos creer, hay cosas mejorables como los postres, el pan y servicio de vino regular (que no la carta), pero la comida ya os decimos que es bastante buena. Así que pese a ser un sitio dónde uno no se lleva grandes sorpresas, le vamos a dar un notable, que como está la oferta de cocina tradicional hoy en día, es una muy buena nota. Por si lo queréis saber salimos a 42€ por barba.

RESTAURANTE CEBADERO XX

Curioso lo que pone en la jarra ¿verdad? :)

RESTAURANTE CEBADERO XIX

Salud.

Print Friendly and PDF

12 comentarios:

  1. Buen restaurante y mejor compañía!!
    La verdad que para ir de vez en cuando a tomar buena carne, está fenomenal!!

    Un saludo y feliz miércoles!

    ResponderEliminar
  2. Tiene todo muy buena pinta, será cuestión de probarlo
    besos

    ResponderEliminar
  3. Me quedo con el cochinillo que buena pinta..!! lo recordaré cuando esté por los madriles. Besitos!!

    ResponderEliminar
  4. Pues yo vivo muy cerquita del Cebadero, he ido en unas cuantas ocasiones sobre todo especiales, soy muy de carne y he de decir que efectivamente es mediocre, para el precio y el empaque que se dan, incluso en su especialidad de carnes.
    Normalmente no pongo comentarios, pero este me tocaba muy de cerquita, y además me encanta tu blog es fenomenal no sólo por las recetas sino por las críticas de los restaurantes que visitas me parece genial. Te recomiendo dos sitios para carne, el Molino,en Griñón carretera del Alamo, de primero te pides unas gambas blancas y unas almejitas y luego una carne al gusto, da igual solomillo, churrasco, o entrecote, insuperable aquí en la Comunidad de Madrid, y luego el asado gandula (3 tiras de carne asada, choricito, morcillita, pimientos y patatas)de la vaca gandula casa rural de Piñuecar al ladito de Buitrado de Lozoya, la carta es corta pero exquisita y los postres caseros tienen cuatro, pero están de vicio, la tarta de queso, que no es la típica pero está inconmensurable. Te lo estoy poniendo y estoy babeando. mmmmm

    ResponderEliminar
  5. Me encanta cuando hacen estos reportajes porque siento que voy de paseo :)
    besos

    ResponderEliminar
  6. Un honor ser tu seguidora nº 1.300!!

    ResponderEliminar
  7. Pues menos mal que hacía calor...

    Me ha llamado la atención esos braseros frente al horno, auténticos kanoun bereberes, que se utilizan tanto de barro como metálicos.
    Una vez más un lujo de entrada y un lujo de información.

    ResponderEliminar
  8. Me quedo por aqui, te dejo 2 ratitas esperandote a la puerta.
    Un saludito desde Salamanca!

    ResponderEliminar
  9. El parque de al lado, el de las esculturas está chulo, puede ser un aliciente.

    ResponderEliminar

**** A T E N C I O N     S I    D E J A S    U N    C O M E N T A R I O ****

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que los comentarios estarán pendientes de moderación.

Mercado Calabajío se reserva el derecho de publicación de comentarios que contengan nombres de comercios, tiendas, publicidad o cualquier sospecha de indexación en los buscadores. .

También puedes mandarnos un correo a por la sección de 'Contactar' del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde las plataformas de facebook, google+ o twitter accediendo desde los botones de la columna de la derecha del blog.

Perdonar las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger