5 may. 2010

CREMA DE LOMBARDA CON QUESO COTTAGE

Parece mentira que con la globalización todavía podamos acceder a lombardas hermosas y con una calidad muy aceptable en casi plena primavera. Ya veis que los calores dan lo mismo, se obtienen aún coles en una producción parecida a la invernal, y se venden en todos los mercados curiosamente a un precio aún más económico si cabe que en invierno, aunque lógicamente no alcanzan la calidad de algunos ejemplares grandes que hemos la suerte de probar en navidades, aunque no todos los años. Esta lombarda que veis, la compramos en Alcampo a 0,89€ el kilo, y esta prieta, sana y con un color morado precioso como las de hace unos meses. Dan ganas de comprar a todas horas este tipo de verduras porque nos encantan de mil y una formas, y encima las tenemos durante mucho tiempo.


Ya sabréis que la lombarda es una verdura sanísima, posee ácido fólico, vitamina B13, y tiene antioxidante (el color lo produce la antocianina), es buena para el corazón por un aporte importante de selenio y en general está repleta de sales minerales y de agua, por lo que se hace ideal para dietas pobres en grasas. Por lo demás no hay que deciros que con unas simples pasas, manzana y piñones queda estupenda, o si queremos añadirle unas salchichas frescas o butifarras de obrador, se hace deliciosa.

Pero si os somos francos nunca la habíamos hecho en crema, hasta que lo vimos la web de los Velsid. Además el añadido de queso Cottage ha sido todo un descubrimiento, este queso de vaca cremoso, fresco y granulado es especie de requesónricotta) más líquido y en unas proporciones más neutras, con una acidez baja y con muchos grumos en su contenido. El origen parece ser que estuvo en los EE.UU hace ya más de un siglo, aunque en su día hubo dudas de si empezó realmente en Europa. El término "queso cottage" (casa rural o casa de campo) parece ser que surge debido a que, en el siglo XIX, algunas granjas aprovechaban la leche sobrante y suero reutilizado (sin apenas caseína), extraído de la producción de la mantequilla, y elaboraban algo parecido a lo que hoy tomamos como cottage cheese, un pseudo queso con más suero del normal y sin ningún tipo de aderezo o curación.

El caso es que para la crema fue estupendamente, y la verdad, lo volveremos a comprar porque es un queso que nos ha sorprendido bastante, pese a ser industrial, y creemos que las posibilidades son enormes. Os dejamos pues con la receta.

Ingredientes para 3-4 personas, 1 lombarda de 1.200gr sin limpiar, 250ml de leche fresca, 1 tarrina de queso cottage de unos 300gr, 1 cucharada de mil de caña o panela, 1 puerro mediano, 1 diente de ajo, agua o caldo de ave, 1-2 clavitos, 1 pizca de comino (no aparece en la foto), sal, pimienta rosa (sirve otra cualquiera) y AOVE. Para decorar vinagre de módena en glasé y mejorana seca.


A la col lombarda le quitamos las primeras hojas y los centros con un cuchillo, estos centros suelen ser duros y sólo aportan una textura más gruesa y desagradable, aunque como vosotros veáis. La lombarda es tan prieta que no es necesario lavarla.


La cortamos en juliana y le seguimos quitando las partes blancas de los tallos que sean más gruesas, al final, tiraríamos unos 200gr. Sólo nos interesa la hoja.


Cogemos un wok (es más capaz y ensucia menos), podéis usar una olla a presión, es más rápida sí pero menos manejable para el rehogado. Otro problema que tiene la olla es que necesitaríamos más agua para cocer, y en este agua iría parte del color de la misma, y esto es un problema porque si queremos que la crema salga morada, tendremos que tirar parte de agua para que no quede una crema muy líquida. Fijaros en que el vaso de leche se echará en el vaso de la batidora, y no antes.

Bueno, echamos en el wok un cuarto de vaso de aceite de oliva con un ajo pelado para aromatizar el aceite.


Una vez el ajo tome color, echaremos el puerro cortado en finas tiras y bajaremos el fuego. Aquí cuidado que si el fuego es alto tiende a quemarse.


No nos olvidemos de la pimienta, los clavos y los cominos en grano, todo en bruto.


Una vez rehogado el puerro echaremos la juliana de lombarda. Echaremos sal.


Lo dejamos rehogando a fuego suave hasta que reduzca, lo tendríamos unos 40 minutos dando vueltas de vez en cuando. El rehogado es fundamental para que la crema tenga más sabor. Además, estos tiempos tan largos están bien para hacer entre medias un pan ;).


Una vez que haya rehogado echaremos el agua o el caldo sólo que cubra un poco, y también sal. Probad mejor con caldo que seguro que sabrá aún más rico.


Lo tuvimos cociendo otros 20 minutos o hasta que esté prácticamente tierna, tampoco deshecha. Como la hemos rehogado bastante, este tiempo se acorta y es más sencillo de hacer.


Una vez lista la echaremos en el vaso de batidora, turmix, THX o lo que tengáis, y sin caldo, cuando ya esté toda dentro añadiremos del mismo hasta que cubra, el resto la leche. Añadiremos sólo 200gr de queso, reservamos el resto, y la miel.


Batiremos a conciencia, y salpimentaremos más si es necesario. También añadimos un poco de aceite de oliva más.

Lo decoramos haciendo unos círculos con un glasé de vinagre de módena, los cuáles rompimos como tangentes en varios puntos simétricos gracias a un palito de pincho moruno. Tampoco os descubrimos nada, es muy típico verlo en muchas recetas. Coronamos los platos colocando en el centro un poco del queso que teníamos reservado y espolvoreando con mejorana o con la especia que nos guste.


El resultado es sabroso y colorista.

Salud.

Print Friendly and PDF

23 comentarios:

  1. Qué maravilla de color.

    Un lujo para disfrutar, me gusta mucho la crema, ideal para combinar en dos colores con otra verde tipo puré de borraja o de guisantes etc, como nos enseñaba Susana Webos, hace tiempo o una que publiqué yo de doble puré de verduras,... Si hubiera caído en la lombarda en crema, realmente un color intensísimo.

    Otra cosa, en la foto de los puerros con el ajo y la cuhara de madera, se ven a la derecha unas bayas rojas. ¿Dicen que son cominos en grano? Por el color parecen como las pimientas rojas o rosas, los cominos que yo tengo son más parecidos de color a la cuchara.

    Ya me dirás, es que soy un enamorado d elas especias y tengo de casi todo el mundo, es un vicio, siempre que viajo o que alguien va a un sitio exótico le pido que me traiga especias...

    Bueno Carlos, que fantastica crema y que la probaremos en casa seguro, si no ahora, (aunque miraré a ver qué encuentro) sí en la próxima temporada de lombardas...

    Abrazo

    ResponderEliminar
  2. Ay Carlos, me has "enamorao" con esta receta... adoro la lombarda (en realidad toda la familia de las coles) y tienes razón de que si algo bueno ha traído el tema de la globalización ha sido el poder disponer de muchos productos que antes era impensable poder conseguirlos. Yo tampoco la he preparado nunca en crema, aunque creo que todo el resto de la familia de las coles ha pasado por mi batidora. La probaré que seguro que me encanta. Además tiene ese color tan precioso...

    El queso cottage también es un habitual en mi frigorífico. Nos gusta mucho para aderezar ensaladas e incluso alguna noche nos preparamos una tarrina para cada uno con un poco de sirope de ágave, canela y copos de avena. Cena ligera y deliciosa. En serio.

    Yo compro el cottage en LIDL, lo tienen de contenido en grasa normal y de contenido bajo en grasa. Sale muy bien de precio y es realmente bueno. Te sugiero que intentes encontrarlo porque merece la pena.

    Un abrazo grandote.

    ResponderEliminar
  3. Aquí una que no come/compra/ quisa ...lombarda. ¿ Por qué ? Pues sinceramente ,no lo sé. Supongo que como en mi casa nunca hubo tadición de comer esta verdura pues luego yo tampoco la he utilizado.
    Desde luego el color llama la atención y la presentación también.
    Me dejas pensativa. Lo mismo la añado a la lista de la compra y hago una cremita morada para soprprender la personal.
    Un abrazo,
    María José.

    ResponderEliminar
  4. Vaya creo que soy de las primeras, al que madruga Dios ayuda, veremos hoy en que.....
    Carlos el segundo plato se de nota cn los dibujitos ¡¡que arte¡¡¡se lleva su tiempo .
    NO hemos probado en casa aun el queso Cottage, mas que no lo he visto en las estanterias de mis lugares de abastecimiento, me fijare mas. Me da que tienes que estar bueno.
    Y como esta mañana va de refranes ¡" cualquier cosa con queso , sabe a beso", imagino que la sopa mas que exquita, el color fenomenal y llevando clavo y comino me has seducido. Dann, en su medida un sabor extraordinario a las comidas.

    En Almeria hay se "crian" (como diria mi tia) unas coles/berzas, muy ricas que son flojas no tan apretadas como estas y menos picantes de sabor, muy dulces, con ella se hace la famosa Berza almeriense, que ni punto de comparacion cuando se hace con estas mas prietas.
    En ensaladas son magnificas porque tiene mucha agua y mejor que cualquier lechuga.
    Buenos dias, feliz dia.
    saludos desde Almeria.

    ResponderEliminar
  5. futuro blogero: ya, ya,... si es que están ambas especias mezcladas, las bayas de pimienta rosa (que puedas usar la que gustes) y los cominos en grano, todo en la misma cuchara. Lo siento.

    Adi: no dudes que la buscaré, POR SUPUESTO. Mil gracias por la referencia, es que alguna vez os hemos comentado que el lidl nos viene un poco mal, pero ya tengo tres o cuatro cosas pendientes de comprar allí.

    Maria José: Te vamos a ser sinceros, no fue nuestra crema favorita, pero caray, se amplia el margen de preparaciones con esta col y eso nos gusta. Seguimos pensando que cómo está sublime la lombarda es rehogada con sus aderezos habituales (ajos, piñones, pasas, manzana etc) y su vinagrillo. No lo podemos evitar. Será la improntación/domesticación que nos sugería Cuchillero.

    Un saludo a todos.

    ResponderEliminar
  6. OOooohhh.... ¡que bonita estampa! Pero si parece un cuadro picasiano... :o)


    Que bueno tiene que estar eso... mmm...

    ResponderEliminar
  7. Si señor, el plato es magnífico, en casa de una amiga me sirvio una crem parecida y en medio unos hongos pasados por la sartén, no sabes que ricos.
    Fantástico Dube

    ResponderEliminar
  8. Pues con este queso se preparan unas ensaladas y unos tomates rellenos que quedan muy apañados. Cuando lo pruebas por primera vez te parece un poco soso pero luego le vas cogiendo cariño.

    ResponderEliminar
  9. Bueno, de hoy no pasa que diga algo. Os leo a diario, sin exagerar. Sois uno de mis blogs de referencia para todo. Las cremas que tenéis me descubren sabores nuevos. Las fotos son fantáticas, el paso a paso...no sé. Todo lo que diga es poco.
    Me encanta vuestro blog y no os comento a menudo no sé porqué. He hecho muchas de vuestras recetas y siempre han salido bien. Esta de hoy es espectacular. En cuanto encuentre una lombarda la probaré.
    Voy ahora a ver la crema de judías verdes, que sé que tenéis una por ahí.
    Saludos y muchas gracias por todo el trabajo y el saber que ponéis a disposición de todos.
    Esperanza

    ResponderEliminar
  10. Menuda carta de presentación nos has puesto en este post Carlos. Te ha quedado verdaderamente hermosa la primera fotografía.

    En casa, como bien has dicho en tu comentario, preferimos la lombarda rehogada con piñones, manzana y alguna cosilla más.

    Aunque de vez en cuando, en crema es más cómoda de tomar.

    ResponderEliminar
  11. Mira, pues no soy yo muy de col o de lombarda. Si te soy sincero como más me gusta es cruda en ensalada o rehogada, aunque ocasionalmente. Nunca he tomado crema de col o de lombarda, pero tu receta me ha gustado mucho. Desde luego el color es precioso y tal vez me anime a probarla.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Menuda crema, nunca la he probado y tiene que estar exquisita, me gusta la idea. Te felicito por tu blog, es estupendo. Te sigo, un beso.

    ResponderEliminar
  13. Pues me ha encantado la entrada. La lombarda la suelo comer en ensalada y se acabó, así que como variedad me viene que ni pintada y creo que el toque de queso a las cremas es perfecto, vamos que me ha gustado mucho!
    Besos!

    ResponderEliminar
  14. ES PEC TA CU LAR!!! Y el cottage cheese hace siglos que no lo tomo, me encanta!!

    ResponderEliminar
  15. No he cocinado nunca la lombarda, será que por aquí nunca ha habido costumbre de comerla, pero esta crema tan bien hecha y con esas especias me tienta mucho, y con el queso aún mas.
    Un besico.

    ResponderEliminar
  16. Hola Carlos.... hasta ahora no he podido ver la entrada. No tengo tiempo para nada.....
    Me ha encantado, qué bonita!!!
    Hace siglos que no como lombarda y como en crema creo que ya por aquí no pega..... voy a ir poniendole remedio con una lombarda rehogadita... qué rica!!
    La crema la guardo para el otoño, y otras muchas más que se han quedado sin hacer.
    No he cocinado nunca en el wok, no tengo esa costumbre, pero después de lo de la vaporera... tendré que probar.
    Un saludo, Begoña
    (La escudella todavía la tengo pendiente...)

    ResponderEliminar
  17. Gracias, me parecían pimientas, correcto.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. Que excelente explicacion y que bellas fotos!!! yo tampoco he probado nunca la remolacha en crema y creo que va siendo hora porque esa foto es muuuuy tentadora!!!

    ResponderEliminar
  19. Otra idea, la crema de lombarda y con esa terminación con el "cottage" el balsámico, ha qudado redonda...
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  20. Qué plato más lindo, por favor!. Me encanta la lombarda, desde cruda hasta tu versión en crema. Una delicia. Me ha gustado que le añadieses un toque de cottage y de miel!. Creo que debe irle divinamente.
    Un besoteeeeeeeee

    ResponderEliminar
  21. Primero que nada decirte Carlos que esto es una postal, con un colorido que me encanta porque mi color preferido es el morado y sus primos hermanos jajaj. Eso de que no nos descubres nada, a mi sí porque yo soy muy mala dibujante y el día que haga esta crema no sabes el cuadro impresionista que me va a salir, con lo manazas que soy. Al menos ya se que tengo que utilizar el palito y si no le daré el palito a una de mis hijas que va para Arquitecta a ver si lo conseguimos jajajja. Y decirte también que como hace poco que he estrenado wok y no hago más que saltear me acabas de descubrir una recetita en la que se añade caldo, así que muchísimas gracias.
    Que pases un buen finde.
    Ana

    ResponderEliminar
  22. Bueno, tengo que decir que la he probado y me ha encantado. El saborcillo con el queso y el aliño es delicioso.
    Hasta mis hijas la han comido. Y además le han puesto nombre:"Crema Coraline"
    Riquísima y sugerente.
    Besos.
    Esperanza.

    ResponderEliminar
  23. Lo he probado y esta muy bueno. Me estoy aficionando a los puré de tu página, fresquitos en verano y calentitos en el invierno. Gracias por compartirlos!!!1

    ResponderEliminar

**** A T E N C I O N     S I    D E J A S    U N    C O M E N T A R I O ****

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que los comentarios estarán pendientes de moderación.

Mercado Calabajío se reserva el derecho de publicación de comentarios que contengan nombres de comercios, tiendas, publicidad o cualquier sospecha de indexación en los buscadores. .

También puedes mandarnos un correo a por la sección de 'Contactar' del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde las plataformas de facebook, google+ o twitter accediendo desde los botones de la columna de la derecha del blog.

Perdonar las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger