24 may. 2010

ARROZ CON GANDULES, PUERTO RICO EN LA MESA

El famoso arroz con gandules es un plato festivo puertorriqueño, muy típico de Navidad y es toda una institución en aquella isla. Desde que lo vimos en un programa de televisión teníamos ya muchas ganas de prepararlo, así que buscamos estos curiosos gandules y para nuestra sorpresa los encontramos muy pronto buscando entre los productos de importación del hipermercado Carrefour. Pues vistos y hechos, los hicimos el fin de semana pasado y el resultado nos encantó. Para los que no lo sepáis (y nos incluíamos nosotros), el gandul (cajanus cajan), guandú o frijol de palo, es un grano parecido a la habichuela procedente de unas vainas que estéticamente se asemejan a una especie de mezcla entre la algarroba y la clásica judía verde (mirar aquí). Al parecer su procedencia es aún confusa, algunos dicen que la planta proviene de África y otros tantos dicen que de la India. El caso es que hoy por hoy ya se la conoce en casi todas las partes del mundo, y es quizás en latinoamérica dónde se consumen en mayor cantidad. Los anglosajones también los consumen, quizás por la comunidad hindú o por la cantidad de restauración foránea existente en este país, a la semilla le llaman pigeon pea.


A Puerto Rico suponemos que el gandúl llegó gracias a los esclavos africanos que ya existían antes de la época colonial, y con los años los habitantes de este país han hecho patria con el mismo, y hablar de los gandules allí es hablar de uno de los platos más arraigados y tradicionales dentro de otra latente gastronomía multicultural.

Pues ya os decíamos, jamás los habíamos probado y no os podemos describir exactamente su sabor porque es sensiblemente diferente al resto de las legumbres de nuestra cultura gastronómica, aunque lo más parecido que tenemos por aquí quizás sea la habichuela o haba. El caso es que su sabor y ternura nos sorprendió muy favorablemente, y también el regusto final de ese caldo de cocción que trae esta conserva, que es sorprendentemente natural e ideal para utilizarlo en las preparaciones que lleven esta leguminosa. La verdad es que los volveremos a comprar para tenerla como socorrido fondo de armario.


Por último deciros que las preparaciones de este arroz son muy variadas, y cada uno en su casa o en su país, le da su toque. Respecto al color final del arroz hay una imprecisión generalizada. Nosotros no quisimos añadirle más colorante que el soltara el tocinillo adobado que utilizamos, pero si queréis, podéis añadirle algo de pimentón justo antes de añadir el caldo. Y hablando de los añadidos, hemos visto que el uso de encurtidos está muy generalizado (aceitunas en láminas, alcaparras, trocitos de pepinillos en vinagre etc), usar los que gustéis. Nosotros nos decantamos sólo por las alcaparras, pero probaremos todos. Podéis añadirle también más aderezos como magro de cerdo, maíz (elote) etc u otros vegetales.


Vamos pues con nuestra preparación personal. Los ingredientes para 2-3 personas son 1 vaso de arroz, 1 lata de gandules, 1 pimiento, 1/2 pimiento rojo, 2-3 tomates rojos, 1 trozo de tocino entreverado/bacon/tocineta/panceta adobado, 1 cucharada colmada de alcaparras, 3-4 hojas de cilantro (nosotros usamos seco), 1 cebolla mediana (nosotros usamos media cebolla grande), caldo de ave, sal y aceite de girasol (originalmente se utiliza aceite de achiote). Opcionalmente lo dicho, podéis echar unas aceitunas verdes en rodajas o añadirle color con 1/2 cucharadita de pimentón dulce.


Picaremos la verdura en trozos menudos.


También separaremos el tocino de la carne veteada. Utilizamos un tocino de jamón de Huelva impresionante. El tocino servirá para acompañar al insípido aceite de girasol, ahora veréis. Si usáis bacon, panceta etc, no hace falta hacer nada de esto.


Rehogaremos entonces el tocino en la paella con un poco de aceite de girasol. Una vez tostado, lo retiraremos y lo tiraremos.


Ahora rehogaremos los trozos de carne.


Una vez dorados echaremos la verdura picada. Si hace falta un poco más de aceite, lo echaremos. Echar también algo de sal.


Mientras vamos rallando los tomates.


Una vez rehogada la verdura, añadiremos este tomate.


Abriremos los gandules y los escurriremos. No tiraremos el caldo. Para vuestra información, esta marca los vende cocidos en su caldo de cocción y éste sólo lleva agua y sal.


Echaremos antes las alcaparras, el cilantro y el arroz.


Rehogaremos todo muy bien.


Antes de echar los gandules echaremos el caldo de pollo y algo del líquido de los gandules ¿Fácil verdad?. La proporción que usamos fue 2 vasos y 3/4 de mezcla de caldo por 1 de arroz.


Cuando haya cogido temperatura, echar ya los gandules. No los rehogamos antes porque estos están muy tiernos, y los podíamos destrozar.


A cocer lentamente.


Cuando el arroz estaba en su punto lo apagamos, cubrimos la paella de papel de periódico y lo dejamos reposar unos 5 minutos.


Al final ¡listo para comer!.


Nos pareció un arroz fantástico, y 100% recomendable, sobre todo porque es muy sencillo y económico, la lata de gandules se vende a 1€.


Salud.

Print Friendly and PDF

19 comentarios:

  1. No había oído nunca hablar de este plato, ni de los gandules, pero estoy segura de que me ENCANTAN!!!!!
    Este tipo de arroces, tan socorridos, tan sencillos son mis favoritos. Y viendo esa foto del chup-chup....uhmm.. se me está haciendo la boca agua.
    Porque es muy temprano que si no, ahora mismo me iba al Carrefour.... no tardaré mucho....
    Un saludo, begoña
    PD Creo que esta semana volveré ya a la normalidad...

    ResponderEliminar
  2. Carlos, cuantas casualidades juntas!! Yo tenía un tío en USA que era de Puerto Rico y hacía el arroz con gandules como nadie. Me has recordado tantas cosas con este post que me he emocionado viendo las fotografías. Mi tía era pésima cocinera ( y era gallega) pero mi tío era un fenómeno haciendo arroces.
    Gracias por este post y por ser tan estupendo.
    un biquiño

    ResponderEliminar
  3. Pues nunca había oído nada sobre los gandules y seguro que he pasado un montón de veces delante de ellos en Carrefour...La próxima vez me fijaré y me traeré una lata, seguro que este arroz nos encanta.
    Un besico.

    ResponderEliminar
  4. Pues otro que descubre los gandules hoy mismo leyendo la receta de ese arroz. Todos los días se aprende algo nuevo. A veces en la sección de productos de importación hay cosas muy interesantes.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Vaya, de momento soy la única por aquí que conocía los gandules o "guandules." Nadie recuerda una vieja canción de Juan Luis Guerra y 4.40 que se llamaba "a pedir su mano", en la que se decía:

    "Y acariciarte en la mañana
    y arroparte con el sol
    y desvestir a los guandules
    pa'limentar el amor?"

    Pues desvestir a los guandules es sacarlos de las vainas para cocinarlos.

    Dicho lo cual me descubro ante este plato tan suculento y evocador del Caribe. Lo has probado con leche de coco, a la manera dominicana? Un espectáculo.

    Un abrazo y feliz semana.

    ResponderEliminar
  6. ¡ Menudo descubrimiento ! Hoy es fiesta en Santander y está todo cerrado pero mañana toca visita a Carrefour. Objetivo: encontrar esa lata de gandules. Me ha encantado lo sencillo de plato.
    Una vez más, gracias....
    María José.

    ResponderEliminar
  7. Yo soy de las que tampoco conocían los gandules (bueno.... excepto los gandules vagos vagos, aquellos que no la rascan... jeje). Eso sí, teniendo en cuenta lo que me gustan todas las legumbres estoy segura de que triunfarán.
    Anotado queda para cuando pase por el Carrefour.

    Besos mil!!

    Lau.

    ResponderEliminar
  8. Una vez mas nos has acercado a un mundo culinario nuevo, vaya, vaya con los gandules, que rico tiene que estar, la terminación, perfecta, solo hace falta ver la foto...
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Carlos plato sencillo y a la vez espectacular.. pues yo había visto estas latitas de gandules y no se me ocurrió comprarla. Tomo nota.
    Un beso

    ResponderEliminar
  10. Qué divertido, trataremos de encontrarlos gandules, y hacer este arroz con todos sus avíos...

    sustituiré tu tocino de huelva por una papada de cerdo comprada en huelva el pasado invierno.

    un abrazo Carlos

    ResponderEliminar
  11. Que rico Carlos, me decía el otro día un lector de webos que echaba de menos comida internacional, y es que una no vale para esto, asi que le mando a tu mercado pero vamos, pitando!

    ResponderEliminar
  12. Pero qué rico y vistoso. No conocía este lato ni los gandules... si es que tu lo bordas todo

    Besos. Ana

    ResponderEliminar
  13. Hay gandul, gandul, que arroz te ha salido, madre mia quien pillara un poquito, besos, pepa.

    ResponderEliminar
  14. No conocía estos gandules y por consiguiente no tengo la más remota idea de como saben, su textura y como deben cocinarse porque pertenecen a una impronta desconocida. El aspecto del plato, tal y como aparece en las fotos es muy apetitoso, pero me tengo que fiar de tí y sólo de uno de mis sentidos. Esto es lo que ocurre cuando se trasplantan ingredientes y recetas y es que uno no tiene referencias de cómo se puede cocinar esto, y a no ser que se tenga la inmensa suerte de conocer a alguien que tenga conocimiento real de la receta, se está al pairo de la intuición poco informada. Hace de poco uno de los blogs que sigo, uno de los mejores sin duda, presentó una receta para wok que hacía aguas por todas partes. Y eso, sencillamente, porque un único ingrediente equivocado o una manipulación inapropiada, puede hacer a los que verdaderamente saben, decir que pshh está bien, pero no hay para tanto. Un chorizo o una butifarra de más hacen que la magia de la cocina se pueda tornar en una pequeña decepción y ya sabes de lo que hablo. A mí me encanta cocinar cosas nuevas, pero sé que corro riesgos de crear un frankenstein. De todas formas, si está bueno, qué mas dá.

    Besos y saludos,

    Cuchillero

    ResponderEliminar
  15. Me encantan los arroces y me chiflan las leguminosas, así que este arroz con gandules me gustará seguro, seguro...
    Te ha quedado con un color muy bonito. Yo creo que no hace falta añadirle colorante alguno.
    Un besote

    ResponderEliminar
  16. Me habéis descubierto un nuevo ingrediente con muy buen aspecto!!! Los gandules!! Gracioso nombre además!!
    Sois unos cracks del salado ;)
    Besos!

    ResponderEliminar
  17. Hola
    Soy Puertorriqueña y me encanta esta receta.Una amiga me acaba de traer gandules porque no los he visto en Carrefour.
    GrAcias por esta receta.

    ResponderEliminar
  18. guao!no habia visto esto hasta hoy, y no sabia que se llaman gandul, soy de venezuela y le llamamos quinchoncho, se cultivan en cualquier patio de casa, al cocinarlo le agregamos platano, ocumo o ñame a parte de la carne que querramos agregar que buena receta la voy hacer

    ResponderEliminar
  19. aquí en mipais lo llamamos petti puas o arvejas, yo lo he preparado al estilo portorro y me ha quedado riquísimo, gracias por esta receta tan cencilla.

    ResponderEliminar

**** A T E N C I O N     S I    D E J A S    U N    C O M E N T A R I O ****

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que los comentarios estarán pendientes de moderación.

Mercado Calabajío se reserva el derecho de publicación de comentarios que contengan nombres de comercios, tiendas, publicidad o cualquier sospecha de indexación en los buscadores. .

También puedes mandarnos un correo a por la sección de 'Contactar' del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde las plataformas de facebook, google+ o twitter accediendo desde los botones de la columna de la derecha del blog.

Perdonar las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger