6 abr. 2010

ROSQUILLAS DE CANDIL

Hola a todos, ya estamos de vuelta en el blog, y volvemos con unas rosquillas caseras, fáciles y deliciosas. Todos sabéis que Cova y Su son dos claros referentes en la comunidad bloguera, y gracias a su trabajo aprendemos muchísimas cosas interesantes y recetas estupendas, como estas rosquillas de Candil. Las rosquillas de Candil son un dulce que nunca habíamos hecho, en casa siempre habíamos hecho los tradicionales rosquillones o roscos de masa densa, que se hacen sin molde y resultaban ser muy atractivos por su gran tamaño y sabor. Pero ahora que hemos probado otro tipo de masa y hechas con candil, tenemos el corazón dividido. Son unas rosquillas muy ligeras, igual de fragantes y muy 'mojables', por las que nos hemos quedado enganchados y gratamente sorprendidos. Por si alguno ha estado despistado y no ha visto como se hacen, os invitamos a que lo veáis en este post. Gracias a las dos por esta extraordinaria receta, y a ti Su por animarnos a hacerla.


Antes de deciros cómo se hacen, os diremos que el artilugio necesario para hacerlas, es decir, el candil o buñolera, se puede conseguir en tiendas especializadas o en ferreterías, y si no lo tuvieran y en algunos sitios se puede hasta encargar, pero si no, podéis daros una vuelta por Internet que seguro que alguien lo venderá. Es un artilugio capaz de almacenar líquido con un agujero en medio. La técnica es tenerlo en temperatura, rellenar con una jarrita hasta la mitad y depositar en el fondo de una sartén con abundante aceite. Un par de vueltas, dorarse y sacar. La masa empezará a despegarse del mismo y a subir a la superficie. Es importante la temperatura del aceite, ya que si está demasiado caliente, pueden quedar crudas por dentro, mientras que si está demasiado frío, las rosquillas se abrirán y quedaran más feas.


Más fácil imposible. Ingredientes para 20 rosquillas de candil. 50 ml de leche entera, 50 ml de anís seco, 50 ml de aceite de oliva 0'4º, una cáscara de naranja/limón, 100 gr de azúcar blanca, 1/2 sobre de levadura química, ralladura de media naranja/limón, 175 gr de harina de repostería, 2 huevos de granja, 3/4 de litro de aceite de girasol.



Antes de empezar a preparar la masa de las rosquillas, llevaremos el aceite de oliva a calentar, con la cáscara dentro. En cuanto hagan amago de freírse apagaremos y dejaremos templar.


Una vez metidos en faena, cascamos los dos huevos.


Echaremos la leche, la ralladura, el anís y el azúcar.


Iremos batiendo con unas varillas mientras tamizamos la harina. También echaremos la levadura.


Ahora echaremos el aceite aromatizado a naranja.


Pondremos el aceite de girasol a calentar y meteremos el candil dentro para que coja calorías.


Rellenamos el candil hacia la mitad con una jarrita o con una cuchara sopera e introducimos en el aceite, veréis como la rosquilla se va despegando del mismo. Nosotros tuvimos que tirar la primera, porque no habíamos cogido el punto de la temperatura, así que no tiréis la toalla si veis que las primeras no os salen.


Las freiremos dándoles vueltas con cuidado y sin que se quemen. No obstante a mí de siempre me han gustado morenas.


Las recogemos con cuidado y las vamos depositando en un plato con papel absorbente. Así haremos con todas.


Así quedan todas una vez fritas.


Las emborrizamos de azúcar y listas para tomar.


Aquí un corte de las mismas una vez templadas, para que os hagáis una idea. De verdad, quedan riquísimas.


Salud.

Print Friendly and PDF

42 comentarios:

  1. Carlos, a estas horas de la mañana, esa primera foto.... es irresistible!!!
    Te han quedado impresionantes!!!!
    Nunca he comido rosquillas de candil, pero a mi las rosquillas fritas que hacen por aquí, me vuelven loca, así que voy a tener que probar.....
    El candil ya me lo compré el verano pasado en Cáceres... fué donde lo vi, se me puso delante.. y cayó.
    No habrás comido casi torrijas, pero tampoco es que no te hayas cuidado, eh?
    Un saludo, Begoña

    ResponderEliminar
  2. La ultima foto se sale de la pantalla....bueno, todas...q pinta tienen estas rosquillas...me las apunto tb!

    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  3. Desde que una buena amiga me regaló ese artilugio, no paro de hacerlas. Doy fe de que están buenísimas.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Bueno bueno! Pues yo no conocía estas rosquillas ni este artilugio, quizás sea de otras zonas!
    Desde luego quedan perfectas y de sabor seguro que geniales!
    Desde el 3 de febrero que hice rosquillas por lo de S. Blas está hecho el borrador, a ver si lo publico ;)
    Besazos!!

    ResponderEliminar
  5. Hola Carlos

    Para mi ha sido todo un descubrimiento, en casa siempre hemos preparado los tradicionales rosquillos de los que hablas y había visto estos en varios sitios con su artilugio correspondiente, pero nunca los había visto "hacer", me han parecido lo más, además al saber que tienen una textura diferente ya me está picando la curiosidad ..., al final termino comprándolo, jaja, además le intuyo más usos aquí en casa.

    Te han quedado fantásticos, da gusto ver esas fotos todos tan parejos.

    Besotes familia

    ResponderEliminar
  6. ¡Que buenas! da gusto contigo siempre se aprende algo.

    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Que ricas, ya me cojía un par ahora mismo.
    besos

    ResponderEliminar
  8. Qué ricas, Carlos!
    La primera vez que las hice no me podía creer la textura tan ligera que tienen, y desde entonces ya las he hecho un montón de veces...merece la pena la inversión en el cacharrico.
    Un besico.

    ResponderEliminar
  9. Me muero por comer una de esas rosquillas y además por tener la buñolera.Os quedaron divinas.
    Besos.

    ResponderEliminar
  10. Por dios y yo sin buñoleraaaaaaaaaaaaaa.......

    Esta es claramente una de mis asignaturas pendientes.

    Un beso grande.

    Laura.

    ResponderEliminar
  11. Con estas dos referencias y vuestro paso a paso "ne-ce-si-to ur-gen-te-men-te" mi candil jaja y es que dan ganas de traspasar la pantalla.. por cierto que me ha encantado la palabra "emborrizar" saludos desde Soria.

    ResponderEliminar
  12. Madre nia que recetaza más dulce. Pero que ricas , nunca habia visto yo este molde, no se si venderan por aqui donde vivo pero yo voy a ir a buscarlo.
    Saludos

    ResponderEliminar
  13. Nunca las he probado, de hecho nunca hice rosquillas!! Me ha encantado el paso a paso, como siempre me quito el sombrero ante tus recetas. Veo que al igual que con las flores, hay que calentar el molde en el aceite. Voy a ver si lo encuentro y las pruebo.
    un biquiño

    ResponderEliminar
  14. Esas rosquillas tienen una pinta estupenda. La verdad es que ultimamente estoy sorprendido por la variedad y calidad de las rosquillas que se publican. Las tuyas divinas.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  15. Carlos excelentes rosquillas que me quedare sain probarlas, estoy a regimen, no por nada es que me sobran kilos, je je.
    Asi que a partir de ahora babear mirando tus recetas. Te han quedao muy parejitas todas. Pero anoto la receta para cuando pueda.
    saludos almerienses.

    ResponderEliminar
  16. El candil lo tengo esperando asi que ya me falta menos para probarlas y viendo las fotos me dan ganas de ponerme ya.

    ResponderEliminar
  17. Carlos,
    Un placer visitar tu cocina. Me comería todas las rosquillas!!!
    Se ven espectaculares.
    Saludos,
    Sol

    ResponderEliminar
  18. ¡Qué delicia de rosquillas! me encanta el candil.
    Besos

    ResponderEliminar
  19. Que rosquillas más hermosas y apetecibles.
    La primera vez que vi ese candil en el blog de Su, quedé prendada, y ahora de nuevo me hace recordar que algún día tendré que conseguirlo, ya que soy aficionada a comprar utensilios de cocina.
    un saludo
    Gaby

    ResponderEliminar
  20. El otro día, casualidad, encontré por fin este utensilio en la ferretería donde vivimos.

    Me daba una rabia enorme ver la pinta que tenían estas rosquillas y no poder elaborarlas por falta del "ingrediente" principal.

    Muchas gracias Carlos por ponernos esta fantástica receta.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  21. Se me habrá estropeado el ordenador por que no se mueve de esta receta, ja,ja,ja,... que pinta tan deliciosa y esas fotos, y ese azucar.... lo dicho , no me muevo de estas rosquillas.

    ResponderEliminar
  22. entre unas cosas y otras, he estado un poco desconectada y con el tiempo justo, y no había entrado para decirte nada sobre estas rosquillas.

    Aunque bueno, entrar a decir lo que es evidente por lo genial que te han quedado es una tontería, pero me alegra ver que las hayas hecho y que por lo que dices os hayan gustado

    un abrazo

    ResponderEliminar
  23. A lo mejor soy yo que no lo veo, pero en que momento se añade el anis??

    Un saludo y gracias.

    ResponderEliminar
  24. GLoRia: Se añade al mismo tiempo que la leche,la ralladura y el azúcar. Ya lo hemos modificado. Muchisimas gracias por comentárnoslo. Un saludo.

    ResponderEliminar
  25. Nada Carlos, gracias a ti.

    Salieron muy buenas, aunque de forma no me quedaron tan bonitas, le salían como pompas a algunas y claro, perdían esa forma que os salió a vosotros.

    Salu2.

    ResponderEliminar
  26. Hola!!
    Estupendas y ricas rosquillas mmmmmmmmmmm!!!!
    Pero a ver si me puedes contestar a una cosita: A mi me gusta en estas masas el sabor del zumo de naranja, tú crees que se le podría añadir 100 ml de zumo de naranja y claro obvio que habría que aumentar la cantidad de harina, o no merece la pena?
    Me podrías decir el tamaño de los huevos que pusiste?
    Muchas gracias y saludos!!!

    Respuesta

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mayte no merece la pena, el auténtico aroma y sabor de la naranja en un dulce después de pasar por altas temperaturas, no lo da tanto el zumo, sino la ralladura. Calienta el aceite con alguna cáscara más de naranja (importante, sin albedo, pan o lo que muchos llamamos 'lo blanco') y en la masa echa un poco de ralladura muy fina...

      Cuéntanos qué tal!

      Un saludo.

      Eliminar
    2. Pues nada no las haré así, aunque he leído en algunos blogs que el zumo de naranja a parte del sabor (por ejemplo en los roscones de reyes) le da más jugosidad y duran más tiempo tiernos, no será esta la masa adecuada para ello y no me arriesgo a que no sepa añadir la harina en proporción y me quede dura o demasiado blanda... Muchas gracias por todo y un besote!

      Eliminar
    3. Bueno, precisamente al roscón se le echa ralladura no zumo de naranja :) a estas rosquillas no les hace falta jugosidad, palabra ;)

      Eliminar
  27. Si´la verdad es que tienen una pinta de muerte!!! Este finde me pondré a ello, te lo aseguro!!! Ya te diré, gracias de nuevo..

    ResponderEliminar
  28. yo tengo en Madrid una tienda especializada en reposteria y cocina tradicional y los tengo

    si el bloguero me autoriza os pongo la direccion.

    ResponderEliminar
  29. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  30. Nuestra tienda en calle Imperial, 12 (junto plaza Mayor, y nos podéis encontrar en facebook como GRAN HOJALATERIA.

    muchas gracias.

    ResponderEliminar
  31. Hola Carlos! enhorabuena por estas rosquillas tan deliciosas, me podrias decir donde puedo conseguir un candil para hacerlas? gracias (Soy de Barcelona, no sé si conocerás alguna allí, aunque si sabes alguna de Madrid también me vale) muchas gracias!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola David, pues no te podemos decir. Yo lo que haría es ir a una ferretería de toda la vida y preguntar, igual te lo pueden conseguir. ¿Has buscado por internet?

      Eliminar
    2. Muchas gracias! parece que es difícil de conseguir, este tipo de rosquillas las vi en un programa de canal cocina que se llama "Los Fogones Tradicionales" y son fáciles de hacer, lo único difícil parece conseguir el molde de candil, que no se encuentra fácilmente. Yo tengo molde para hacer flores fritas, que son típicas de la Mancha, de donde es mi familia y allí si hay, miraré a ver por allí a ver si encuentro, y en alguna ferretería.
      Muchas gracias.

      Eliminar
    3. Perdonar que me meta...
      Pero antes, si era mas difícil de conseguir el candil para las rosquillas, pero ahora ya no tanto.
      Mira en cualquier ferretería que vendan moldes de cocina y seguro que en alguna la encuentras, pues ya es algo que empieza a verse por muchas tiendas
      Y si es una ferretería antigua que vendan cosillas o moldes de hojalata y cosas así, seguro que lo tienen

      Eliminar
  32. Hola!
    Me ha encantado tu receta de rosquillas de candil, por ello la he incluido en un recopilatorio de recetas de postres típicos para esta semana santa en mi blog http://www.lagrutadulce.com
    Pásate a verla y me cuentas qué te parece ;) besos!

    ResponderEliminar
  33. Yo tengo el candil de mi madre.y paso mucha envidia .Soy celiaca y me gustaria que alguien me diera la harina

    ResponderEliminar

**** A T E N C I O N     S I    D E J A S    U N    C O M E N T A R I O ****

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que los comentarios estarán pendientes de moderación.

Mercado Calabajío se reserva el derecho de publicación de comentarios que contengan nombres de comercios, tiendas, publicidad o cualquier sospecha de indexación en los buscadores. .

También puedes mandarnos un correo a por la sección de 'Contactar' del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde las plataformas de facebook, google+ o twitter accediendo desde los botones de la columna de la derecha del blog.

Perdonar las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger