04 mayo 2009

MINI FALAFELS DE BACALAO SOBRE FRITADA

Muchos sabréis que los auténticos falafels son una delicia al paladar. Los falafels son unas bolas especiadas hechas en base a garbanzos o habas que se comen normalmente entre un pan de pita embadurnado con una salsa agria. Pero claro, este bocado es tan universal, que se presenta en la cocina de muchas maneras. En nuestro caso (por ejemplo) llevan bacalao, pero los falafels auténticos no lo llevan ni por lo más remoto. Los auténticos árabes sólo llevan verduras y especias, pero en nuestra inquietud de probar cosas diferentes quisimos confeccionar unos bocados originales con cuerpo de falafel y alma de bacalao. Todos sabemos que los garbanzos y el bacalao pegan muchísimo. Así que sin más, nos pusimos manos a la obra con ellos, y de verdad que quedaron buenos, aunque queremos advertiros de un detalle muy importante.


No sé por qué creemos que al llevar bacalao hubieran quedado mucho mejor rebozados en harina y en huevo, estamos totalmente seguros. Entonces, os preguntaréis, ¿por qué los hicimos entonces sólo enharinados?, pues por no perder del todo la esencia del falafel, aunque claro, si se echa harina al preparado mejor que sea de garbanzos, porque en la elaboración del falafel la harina no es necesaria, pero bueno, la esencia no cambia apenas. ¿Y entonces por qué usamos harina? pues porque con la proporción de bacalao que llevaban (de agua), se deshacían aún más al freírlos. Así que comprobamos que con algo de harina mantenían mejor el tipo, y no perdían sustancia. Pero claro, la harina provocaba que el aceite se manchara mucho, en fin, no se podía tener todo. Probamos a la plancha, y los falafels de bacalao quedaban insulsos. Optamos entonces por freírlos con un dedo de aceite y por tandas, cambiando el aceite sucio por nuevo cada dos rondas, y salieron muy bien. Así, se fríen correctamente y ojo, no vais a gastar mucho más aceite que si los hubierais sumergido en una sartén a rebosar, que es como se fríen estas bolas.

Pues vamos a ello. Ingredientes para 16-20 mini falafels, 150gr de bacalao, 1 puerro (con parte verde), 1 cebolleta, 1/2 pimiento verde, 4 tomates sin piel (en la foto había sólo tres), tres puñados de garbanzos secos, 1 cucharada rasa de pimentón de la Vera, pimienta negra, 2 ramitas de azafrán, 1 cayena, 2 ajos, nuez moscada, una cucharada sopera colmada de pan rallado, las hojas de 3 ramas de perejil, sal y AOVE. Opcional, y para la masa, albahaca y romero.


Preparamos las viandas. Lo primero, poner en remojo los garbanzos. Los tuvimos 12 horas en agua con el bacalao. Y a la hora de cocerlos con medio puerro y algo de sal, no hace falta más. Podéis echarle si queréis algún ajo y algo de laurel, pero no hace falta.


Estuvo cociendo en una malla de cocción durante una hora de reloj, y en la olla a presión. Aunque quince minutos antes abrimos la olla y echamos el bacalao desalado. Le tuvimos que echar al final algo de sal.


Mientras, a preparar la fritada a fuego suave. La media cebolleta restante y el pimiento en brunoise, y a pochar con sal y AOVE.


Una vez pochado el asunto, el tomate troceado. Aquí lo dejamos pochar a fuego suave hasta que acabaron los garbanzos dando vueltas de vez en cuando.


Los garbanzos cocidos, una maravilla los que traen mis suegros de Badajoz tipo Pedrosillanos. Apartamos del fuego la fritada.


Vamos majando los garbanzos con un mortero o una cuchara.


El bacalao lo partimos con la tijera y en trozos muy menudos. Le quitamos alguna espina que nos encontremos, y los poquísimos restos de pieles que tenía.


Lo majamos con los garbanzos, y las especias. Iremos probando no obstante, sobre todo de aceite. Deben de quedar jugosas.


Al final del majado queda un aspecto como éste.


Al carecer la fritada de las pieles del tomate, pasamos la misma por la batidora, y reservamos. Probamos de sal.


Fuimos haciendo las bolas o falafels (más bien pequeños), y los fuimos enharinando (recordar lo del huevo). Hacerlos bien prietos.


A freír, y a fuego fuerte.


Dejarlos en un papel absorbente hasta colocar en la bandeja.


El resultado es éste...


Salud.

Print Friendly and PDF

18 comentarios:

  1. Qué fotos!!! la de los garbanzos saliendo de la malla es espectacular!!!
    El otro día en el blog de Marikeli también había unos falafels y me picó la curiosidad, pero con estos ya no puedo resistirlo. Nunca los he probado, siendo como es, tan mediterráneo el uso del garbanzo. Tienen tan buena pinta....el punto del bacalo delicioso, falafels de Semana Santa...
    Un saludo, Begoña

    ResponderEliminar
  2. Padre, me confieso!
    No tenia ni idea de que era este plato, asi que me pongo las pilas, porque tiene que ser un bocaoooo...divino!!

    ResponderEliminar
  3. Tengo que confesar que desconocía totalmente los falafels...y enhorabuena por tu blog lo he descubierto hace poquito y soy ya una de tus seguidoras fiel¡¡¡
    De hecho pronto publicarén en mi blog una receta tuya, por supuesto te nombraré ;-))).

    Bicos

    ResponderEliminar
  4. No se si me gustan más vuestros falafel o la fritadita que os habeis marcado para acomopañar. Supongo que juntos deber ser la repera.
    Me ha encantado vuestra entrada. Esos paso a paso llenos de luz son siempre maravillosos.
    Besitos sin gluten

    ResponderEliminar
  5. MMMmmmmmmmmmmmmmmmmm!!!!!!!!

    Magnífico e irresistible!!!!
    La combinación de los garbanzos con el bacalao en forma de falafel, una idea que jamás se me habría ocurrido y eso que son dos ingredientes imprescindibles en mi cocina......

    Felicidades por vuestra originalidad.

    Un abrazo!!!!

    ResponderEliminar
  6. Carlos, menudos falafels! dan ganas de comérselos ahora mismo, aunque sea para desayunar. Los de bacalao nunca los he probado, me envías uno?
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Que cosita más deliciosa!!Que bocaditos más exquisitos!!
    Hummmm...

    Un besín.

    ResponderEliminar
  8. Abrir tu cocina y encontrarme esta delicia y pensar "madre mia" ha sido todo uno.
    Pero que lecciones nos das cada día , eso si es aprender.
    Garbanzos con bacalao y con una elaboración deliciosa.
    A por ellos!!!!

    ResponderEliminar
  9. Falafel de bacalao, que gran idea Carlos. Receta de fusión en toda regla. Imagino lo buenos que estarían, de caerse unas lágrimas como garbanzos, a que sí. ;)

    Saludos y buen lunes.
    Anna

    ResponderEliminar
  10. Begoña: los falafels normales hazlos sin harina y en mucho aceite. No sé que pasaba con el bacalao que se deshacían un poco en la sartén, y eso que los prensamos mucho.

    Su: tú los falafels y nosotros la pasta choux, esto es así ;)

    Sole: bienvenida, tienes un blog fantástico, déjanos verlo con detenimiento.

    María Luisa: La fritadita estaba muy rica, además es un plato que es muy agradecido en el micro.

    Francina: todo fue una sucesión de ideas, empezamos pensando en las albóndigas de bacalao del potaje y hacerlas aparte con una salsa, y al final aunamos esta idea con los falafels. Bueno, en vista del resultado, dimos en el clavo, aunque a nuestro juicio el final se puede mejorar con el huevo.

    (Voy por partes). Un saludo y gracias a todos.

    ResponderEliminar
  11. Carlos nunca he probado el falafel.

    Este tuyo tiene que estar buenísimo. Lo intentaré.

    Por cierto menuda pinta la tortilla... estoy que se me cae la baba.

    Un saludito.

    Laura.

    ResponderEliminar
  12. Una auténtica delicia, Carlos. Estos bocaditos salados con la salsita... me estoy poniendo mala.

    Besos.

    ResponderEliminar
  13. Qué ricos, los falafel con bacalao!
    Tienen una pinta para morirse!
    Yo hice hace poco mis primeros falafel, pero con los garbanzos sin cocer, solo remojados y pasándolos por harina de garbanzo...estaban riquísimos, con decirte que ese día solamente comí eso...
    Un beso, y sigue inventando cosas, todo te sale fabuloso.

    ResponderEliminar
  14. Mezquita: anímate!, nos alegra que te haya gustado la tortilla.

    Silvia: la salsa acompaña muy bien.

    Lolah: es verdad, pese a que mucha gente no cocine el garbanzo del falafel, cocidos ya te digo yo que están mejor, o al menos no se te hace tan ajenos. Nosotros lo hicimos una vez de esta maenera (al principio), y me lo has recordado, yo no sé si es qe no supimos remojarlos que de esta manera pero no nos gustaron. Ahora sobre gustos...

    Un saludo a las tres.

    ResponderEliminar
  15. Sr. Dube, sus posts nos hacen temblar de emoción. Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  16. ¡Uf! Que susto, por un momento pensé, según iba leyendo garbanzos, bacalao... ¡Dios que no lleven espinacas! Y no llevan ni falta que les hace. Me encantan los falafel originales, aunque para originales estos tuyos.

    ResponderEliminar
  17. Que bocao tan delicioso!! muy original con bacalao!!

    ResponderEliminar
  18. Carlos poniéndome al día de los blogs acabo de ver esta maravilla, es todo un espectáculo. Ese sofrito, el bacalo mezclado con los garbanzos, enfin, un plato de siempre (para algunos) pero con otros ingredientes, si señor!!
    Me ha gustado y mucho.
    Un abrazo

    ResponderEliminar

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que solo podrán publicar comentarios personas registradas. Mercado Calabajío se reserva el derecho de publicación de comentarios que contengan nombres de comercios, publicidad o cualquier sospecha de indexación en los buscadores. .

Si no estuvieras registrado en las plataformas sugeridas en el momento de publicar el comentario (openid, wordpress, blogger, livejournal, typepad, aim) puedes mandarnos un correo a por la sección de Contacto del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde facebook, google+ o twitter accediendo desde los banner de la columna de la derecha del blog.

Perdona las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger