09 octubre 2007

GUT FRIELINGSHOF HÄHNCHEN NUGGETS

Hola amigos, hoy vamos a olvidarnos por un rato de la dieta mediterránea en aras de la comida prefabricada, que aunque nadie la recomiende, todo el mundo las consume en menor o mayor medida. Ya sabéis que este tipo de comida acorde con los tiempos que vivimos podemos comerla sin problemas pero ojo, siempre con moderación y espaciándola en el tiempo. El fast food es una comida golosa y que apetece siempre, y eso se consigue gracias a sabores estudiados, preparados azucarados, coloridos sugerentes y sabores artificiales que resultan ser redondos en boca. No olvidéis que hay mucho de artificial, y a la larga adictivo, y que hay que intentar comer sano en más de un ochenta por ciento de nuestra ingesta.


En fin, vamos a lo que nos compete hoy. ¿Os gustan los nuggets?. Me temo que muchos de vosotros diréis que sí. Y la verdad, os doy la razón, son fáciles de preparar, son sabrosos, siempre apetecen y siempre triunfan. Y los caseros los mejores, con diferencia. Coges unas pechugas limpias, las salas, las rebozas en pan rallado y las fríes en limpio y humeante aceite de oliva (y con una buena mostaza) y es un bocado divino (ya hablamos en un post de cómo hacerlos). Dónde estén unos caseros que se quiten siempre los prefabricados, esto es una premisa absoluta.

Porque no me negaréis que algunos nuggets comerciales son de juzgado de guardia. Esa masa de pollo triturada con más de un 30% de rebozado y menos de un 30% de pollo (algunos menos del 20%), es una auténtica porquería grasienta que sólo te entra si tienes mucha hambre o no conoces otra cosa. Si habéis probado los caseros o los de algunos buenos resturantes americanos, sabréis de que os hablo. No hay color.


Además encima la variedad de nuggets en el mercado español es muy pobre. Creo ahora mismo recordar cuatro marcas comerciales a nivel nacional (y algunas marcas blancas), y de las que he probado os puedo asegurar que ninguna merece la pena, empezando por unos nuggets totalmente decepcionantes, los de Avicu. Son de lo peor que he comido en este estilo de preparado, y mirad que me dio rabia porque esta empresa me encanta. Quizás su pollo blanco fresco sea de los mejores de España, pues que sepáis que comercializa unos nuggets de pollo pésimos.

Pues así estábamos nosotros, escépticos con el tema hasta que descubrimos hace más o menos un año los nuggets de pollo de los congelados de El Corte Inglés (5,75€ el kilo). Los compramos de casualidad, estaban de oferta y compramos medio kilo. Nos gustaron y hemos repetido en varias ocasiones. Son nuggets bonitos, algo más agradables que la media, tienen bastante reboce pero son jugosos y con sabor.


Quizás estos han sido los mejores nuggets que hemos comprado fuera de casa de un año a hace un mes. Porque desde ya, no regentan el primer lugar del top five de los mejores pepitas de pollo rebozadas (comerciales). Si ahora existen unos nuggets que sean exquisitos, que encima son muy naturales, con un excelente rebozado y bien de precio, son los que vende el Lidl (Gut Frielingshof Hähnchen Nuggets) en su peculiar sección de congelados.


Cuando los probamos no nos lo podíamos creer. Eran diferentes, muy naturales (se nota la pechuga), muy jugosos y nada pesados. La diferencia es considerable. ¿Qué por qué los cogimos sin ser una marca conocida?, pues porque en su composición poseían más de un 70% de carne de pollo, y tenían pocos ingredientes adicionales (mirar los ingredientes) tales como colorantes y conservantes (sólo 1 gramo de grasa por cada 100 gramos). Luego también porque no es la primera vez que el Lidl nos sorprende. Pese a no comprar allí casi nunca, alguna cosa que hemos comprado nos ha dejado muy satisfechos (ya os lo iré contando).



Y la razón de esta calidad (a este precio) es que estamos seguros que en el extranjero están más concienciados con que existe una demanda real de comida rápida, y que ésta para triunfar debe de ser saludable y de calidad. Porque si no, una de dos, o no sabemos fabricarlos aún (que puede ser), o nos meten gato por liebre con mala calidad y precios elevados, es decir, aprovechan las marcas comerciales conocidas para encajar un producto mediocre, de poco valor nutricional y caro. Estos, no recordamos bien lo que costaba la caja de 500 gramos, pero creemos que a 2,50€ más o menos.


Los volveremos a comprar, porque aunque nos gusten más los nuggets hechos por nosotros, los consumimos muy a menudo algunas noches de entre semana que venimos cansados. Con salsa Hunts BBQ y con alguna guarnición interesante (patatas fritas, setas/champiñones a la plancha, mini tortilla de patatas etc) están bueníiiisimos.


Ya sabéis que no es bueno abusar de estos alimentos.

Saludos.

Print Friendly and PDF

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que solo podrán publicar comentarios personas registradas.

Si no estuvieras registrado en las plataformas sugeridas en el momento de publicar el comentario (openid, wordpress, blogger, livejournal, typepad, aim) puedes mandarnos un correo a por la sección de Contacto del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde facebook, google+ o twitter accediendo desde los banner de la columna de la derecha del blog.

Perdona las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger