26 marzo 2007

PLATOS PARA PRINCIPIANTES. POLLO CON SOPA DE CEBOLLA Y NATA.

Hoy vamos a inaugurar una sección de recetas que aunque realmente difiera poco del resto de recetario del blog, lo destaco como una sección básica entre lo básico, dirigido especialmente a aquellas personas que por unas razones u otras nunca se han tenido que poner manos a la obra con las cacerolas y ahora tienen que hacerlo, o porque simplemente deseen empezar a practicar, explicando una cocina de breve preparación, con calidad final, y sana, sin saber mucho de fogones y aprendiendo con facilidad algunas reglas básicas y todo por poco dinero.

Foto extraída de www.poscojonuo.com

Y en esto de la salud, tiempo y dinero quiero hacer especial hincapié. Salud, porque todo lo que voy a poner dentro de esta sección corresponde a un tipo de cocina equilibrada en cuanto a materias primas, proteínas e hidratos de carbono se refiere, dónde los productos frescos siempre estarán presentes haciendo la primera toma de contacto con un supermercado y sus secciones. Tiempo, porque empezaremos a manejar entre otros instrumentos la olla a presión y el microondas, aparatos que una vez usados no podréis prescindir de ellos nunca más. Y por último dinero, porque sabremos comprar y muy bien.

Y ¿Qué es lo que tendréis que tener por la cocina siempre que cocinéis?. Pues mira, en principio tres cosas obligatorias.

1. Aceite de Oliva (o virgen, o refinado, el que queráis, hoy por hoy el precio debe de ser en torno a los 3€-4€ la botella de un litro), con ambos podréis freír y aliñar en crudo, pero que sepáis que el virgen posee mejores cualidades gustativas aunque suele valer un poco más. Con que sepáis esto será suficiente.

Foto extraída de gastrochick.com

2. Sal, aditivos y especias. Os recomiendo un colorante de calidad, pimienta negra o blanca, cayena o tabasco, curry o cominos. Todo lo podréis encontrar en botes pequeños y os recomiendo que compréis marcas blancas, que son lo mismo y os costará la mitad o menos. También un poco de vinagre o algún ácido, perejil fresco, ajos y cebollas.

3. Instrumentos de cocina. Cucharas y tenedores de palo, sartén, olla a presión (os recomiendo Magefesa a unos 50€), microondas (con grill), ollas normales, trapos de cocina, papel de aluminio, papel transparente etc. Sobre la olla a presión debéis de tener en cuenta que la primera vez os debe de enseñar alguien que ya lo haya usado, es lo más rápido y funcional, pero os recuerdo las cuatro leyes básicas para usarla, siempre líquido dentro, siempre bien cerrada, cuando cueza bajar cerca del mínimo (4 de 9), al acabar dejar que se despresurice y el vapor salga por sí sólo apartado del fuego.

Foto extraída de www.gastronomiavasca.net

Pues ya está, este viaje va a ser muy sencillo, ahora sólo depende de ti, de si de verdad estás dispuesto a comer fuera todos los días con el consiguiente gasto, o a comer sandwiches y bocadillos a mansalva, yo creo que prestaría especial atención a esta nueva forma de vida.

Foto extraída de www.readingeagle.com

Pues para todo el que vaya a empezar a necesitar cocinar para él mismo, hoy vamos a empezar por un plato que en sólo media hora vas a ser capaz de sorprender, sin saber apenas nada de cocina.

Allá vamos.


FILETES DE POLLO CON NATA Y SOPA DE CEBOLLA


PASO 1 - SUPERMERCADO

Tenéis que ir al supermercado y elegir una bandeja de filetes de pollo ¿en qué os tenéis que fijar? que en la fecha de envasado sea la de hoy y como mucho la de ayer, y que si es verano o hace calor, cuando la compréis y de camino a casa no os paréis a tomar algo con amigos o os bajéis a la playa, estos están envasados al frío y deben de conservar su temperatura hasta el momento de su uso. Os debe de costar entre en 5€-7€ el kilo más o menos, aunque si no venden bandejas de filetes de pollo le pedís al carnicero una-dos pechugas por comensal (depende lo comilones que seáis y el tamaño de las mismas) y que os la haga filetes para salsa (decírselo).

También comprad una sopa de cebolla (de sobre) de 2 raciones máximo y de calidad, es decir, comprad la que os se os antoje más buena (una aspirante puede ser de la marca knorr (0,60€)). Escogéis por último un bote de nata líquida dónde están las mantequillas (0,60€) y en el mismo sitio el queso rallado (el que más os guste) (1€-2€).

Foto extraída de www.silverfernz.com

PASO 2 - PREPARACION PREVIA

Una vez en casa laváis las pechugas bajo el agua del grifo, las escurrís y las secáis sobre algo de papel absorbente, las que os sobren las congeláis individualmente en papel de aluminio o de plástico sin que sobresalga nada de carne fuera del envoltorio. Si no tenéis congelador, os recomiendo que las hagáis todas.

PASO 3 - ELABORACION

Freís los filetes sin sal con unas gotas de aceite que iréis reponiendo y a fuego algo fuerte (6 de 9) sin echarle sal. Las 'marcáis' con la brasa para que no estén blancas unos 2 minutos a cada lado y las vais poniendo en una olla a presión sin apelotonar demasiado (dependiendo de lo gruesas que sean, estarán más o menos tiempo). Una vez selladas todas disolvéis el sobre de sopa de cebolla en medio vaso de agua (calentado en el microondas) y una vez diluido lo echáis por encima de los filetes. Luego echáis la nata líquida y por último el queso rallado. Si veis que queda poco líquido o falta por cubrir los filetes, echáis un poco de agua. Ponéis la olla a presión y cuando empiece a salir vapor, contáis 5 minutos y apagáis.

PASO 4 - FINALIZACION Y PRESENTACION

Podéis comerlas con patatas fritas tipo "al plato" de matutano, o si queréis cuidaros con una ensalada variada aliñada a vuestro gusto. Ah! la receta se puede hacer con sopa de sobre de champiñón.

No debéis de tener miedo a comer este tipo de platos un tanto artificiales de vez en cuando. Claro que no se deben de tomar a menudo por el alto contenido en sodio y la inclusión de algunos potenciadores artificiales que provocan ese sabor característico a sobre, recordemos el concentrado de pollo tipo avecrem o las salsas mexicanas tipo Old el Paso, yo personalmente me he apuntado al carro de usar dicho avecrem para dar sabor a muchas comidas como hacía hasta mi abuela y no pasa absolutamente nada, al revés, todo son ventajas para el propio plato y para quien lo guisa sin dañar en absoluto la salud de quién la consume siempre sin abusar.

Desde luego existen formas de hacer este plato mucho más naturales e igual de sabrosas pero lógicamente son algo más complejas para alguien que empieza en esto, no obstante si queréis os adjunto la misma receta pero algo más elaborada y natural.

Sólo tenéis que pedirlo.

Salud.

Print Friendly and PDF

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que solo podrán publicar comentarios personas registradas.

Si no estuvieras registrado en las plataformas sugeridas en el momento de publicar el comentario (openid, wordpress, blogger, livejournal, typepad, aim) puedes mandarnos un correo a por la sección de Contacto del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde facebook, google+ o twitter accediendo desde los banner de la columna de la derecha del blog.

Perdona las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger