19 feb. 2007

NO PASAN LOS AÑOS POR EL PURCHE

Bueno, como ya os conté he estado por el sur de vacaciones unos días de esta semana pasada y uno de estos días decidimos acercarnos mis amigos, mi novia y yo por Sierra Nevada (Granada) aprovechando el buen tiempo que nos hizo y que además mi novia nunca la había visto.


La verdad es que pasamos una jornada agradable paseando por la zona alta de las pistas y viendo el espectáculo de la nieve y de las gentes en directo, además, hicimos el hambre suficiente como para acabar extenuados por los olores que emanaban de los bares de este curioso pueblo residencial de Sierra Nevada, por el que falto el canto de un duro para quedarnos a comer por allí, pero no, decidimos bajar a comer a dónde teníamos previsto, algo tarde eso sí, que era al restaurante del camping del Purche (Ruta El Purche) en la zona de Monachil, lugar que se descubre desde el desvío que sale de la propia carretera que sube a la sierra, y hacia la mitad del trayecto.


Allí, y para nuestra sorpresa, tuvimos que esperar aproximadamente una hora para comer, y es que aún eran las 16:30 y sólo nos habíamos tomado unos mostos del lugar, los cuáles se nos estaban subiendo a la cabeza peligrosamente. ¿Por qué tardaron tanto en sentarnos? pues es que al parecer había dos camareros menos atendiendo por baja o algo así, y claro, en Sábado con los dos salones a tope, os podéis imaginar, y eso que ya era tarde. De todas formas veías además que a veces se lo tomaban con demasiada tranquilidad, a lo mejor no soy objetivo y el hambre me hacía ralentizar lo que veía, pero ya me entendéis.

Ahora, tuve tiempo de pensar que en verdad recordaba el sitio de otra manera, no sé, la última vez que fui hace ya más de 12 años se me grabó una imagen del sitio algo diferente, más entrañable, más cómoda y menos alborotada, porque el sitio realmente es un restaurante normal eso sí, de toda la vida (como el Casa Mingo de Madrid) pero no recordaba que fuera tan cutrillo, pero lo digo cariñosamente porque este detalle no quita que no sea cien por cien recomendable, nada tiene que ver eso con la cocina que se practique, pero lo recordaba más rústico y con mejores vistas, pero bueno, el problema es de mi memoria, no del sitio.


Bueno, al grano, los cuatro que fuimos pedimos el plato por excelencia del sitio (junto con las chuletillas de cordero) y de las alpujarras granadinas, el plato alpujarreño (aunque Monachil no pertenece a las Alpujarras esta al otro lado de las mismas montañas). Este completísimo y calórico plato de invención moderna que surje (al parecer) del primer hostelero que se sepa que hubo en la Alpujarra alta, en concreto en Capileira, llamado José Pérez Vázquez, en el Purche lo preparan bastante bien.


Pues cuentan que este hombre empezó a servirlo hace casi 50 años y su inventó consistía en preparar patatas a lo pobre con huevos fritos y en la misma bandeja viandas cárnicas curadas en esta zona, como la morcilla, chorizo o la longaniza, los cuáles convertían al plato en un completo plato único que calentaba los cuerpos de los turistas entumecidos por los aires fríos de la sierra y además por el módico precio de 7 pesetas y media.

Así, que a raíz de esta genial idea, sólo quedaba esperar al boca boca, y este sencillo plato empezó a instaurarse en muchos restaurantes de la zona de 30 años para acá y poco a poco se ha convertido en el emblema de la cocina alpujarreña rescatando además una morcilla de cebolla que deberían de darla una denominación de origen, porque de verdad que esta comarca granadina es una productora sencillamente excepcional de este embutido curado al aire de esta gran sierra.


Pues bien, retomando de nuevo esta jornada gastronómica, por fin y a eso de las 16:30 pasadas empezamos a comer, bien es verdad, que algo exhaustos por las ansias, nervios y el ayuno no pudimos ser objetivos en los primeros bocados, porque realmente nos supo a gloria. Pero un poco más tarde deduces que el plato en sí no tenía ningún misterio a excepción de ese sabor a fresco a carne y canela de la morcilla, que está para chuparse los dedos, porque las patatas a lo pobre estaban normalitas (quizás poco fritas) y el chorizo no es de los que me encanten, pero oye, todo revuelto y armados de un buen pan (que lo tuvimos), el plato estaba de fábula.

Sólo os diré que si vais y pedís sólo esto, os sobra, porque nosotros cometimos el error de pedir unas migas para compartir y 6 chuletas y sinceramente no pudimos con todo (de todas maneras tenemos disculpas, daros cuenta que pedimos con los ojos, con lo que tardaban ya me diréis). El sabor de las migas no fue de lo mejor que hemos probado pero las chuletas estaban excepcionales como bien sabíamos de la otra vez que fuimos.


En fin que por lo demás os diré que mirando la carta os advierto que es una carta normalita de cocina local tradicional. Los precios son muy populares, desde luego muy distintos a los de Madrid, y en la carta había de todo, aunque la carta (para mí) era más bien amplia (más de 20 platos), cosa que a mí personalmente no me hace mucha gracia de un restaurante, pero vamos, es sólo una opinión.


Ah!.. Si os hartáis a comer, os recomiendo luego pasear un rato, cosa que nosotros no hicimos, y el lugar tiene muchas posibilidades. Pues nada más, sólo añadiros que lo interesante es que al Purche vayáis con la mente abierta, sitios como estos deben de existir siempre, y por supuesto que se come más fino y menos grasiento en otros muchos sitios ¿pero no creéis que a 15€ por barba (con bebida) se come caliente y abundante en ya pocos restaurantes? pues yo creo sí, y es que además aquí de lo que comes, ya viene incluida la cena.

Nosotros cenamos algo ese día a la 1 de la mañana, y sin hambre.


Salud.

Print Friendly and PDF

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

**** A T E N C I O N     S I    D E J A S    U N    C O M E N T A R I O ****

Muchas gracias por dejar un comentario. Puedes preguntar lo que desees y en el menor tiempo posible te daremos una respuesta.

Para evitar comentarios spam y de publicidad no consentida hemos activado un período de forma indefinida en el que los comentarios estarán pendientes de moderación.

Mercado Calabajío se reserva el derecho de publicación de comentarios que contengan nombres de comercios, tiendas, publicidad o cualquier sospecha de indexación en los buscadores. .

También puedes mandarnos un correo a por la sección de 'Contactar' del blog y te contestaremos lo más rápido posible.

También puedes contestar cada post desde las plataformas de facebook, google+ o twitter accediendo desde los botones de la columna de la derecha del blog.

Perdonar las molestias.

Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger