Recetas de Navidad

Consulta nuestro recetario navideño del blog, tenéis todo tipo de platos, asados, entrantes salados, postres, cocina sencilla... Esperamos que os gusten porque es una de las secciones más visitadas de nuestra web. ¡Pincha en la imagen!.

Cremas de verduras

Ricas cremas de verduras para elaborar en estos meses de frío, para que disfrutéis con los vuestros de unos primeros platos muy sencillos, vitaminizados, mineralizados y muy nutritivos que os saquen de más de un apuro. ¡Pincha en la imagen!.

Sopas

Echar un vistazo a las sopas que tenemos en el blog para que hoy mismo las hagáis en casa, reconstituyentes y con una inmediatez sorprendente ya que todas ellas son muy fáciles de hacer. Ideales para las cenas y para que os saquen del apuro en un primer plato. ¡No os las perdáis! ¡Pincha en la imagen!.. ¡Pincha en la imagen!.

Masas y panes

Hogazas, panes de molde, barras de pan, panecillos, masas de pizza, focaccias el mundo de las masas nos apasiona y aunque no tengamos las habilidades y técnicas de los panaderos de verdad, con el tiempo vamos perfeccionando esta maravillosa técnica de hacer pan en casa. ¡Pincha en la imagen!.

Restaurantes y bares

Restaurantes, bares, chiringuitos, nos encanta contaros cosas de los sitios a los que vamos, decidimos hace tiempo hablaros solamente de los sitios que más nos han gustado intentando siempre hacer una crítica constructiva de todos ellos. ¡Pincha en la imagen!.

Nuestra selección de productos comerciales

Analizamos los productos gastronómicos comerciales que más nos gustan, también productos que nos envían empresas y particulares aunque este tipo de colaboración os la indicamos a pie de artículo. ¡Pincha en la imagen!

Nuestros viajes

Crónicas de nuestros viajes nacionales e internacionales para todos los que queréis tomar nota de algún testimonio de nuestra experiencia particular. Intentamos siempre afrontar los artículos desde el punto de vista culinario, aunque nunca falta una breve descripción del lugar a donde vamos. ¡Pincha en la imagen!.

Aguas minerales

Las aguas minerales siempre nos han llamado la atención, nos gusta probar las aguas minerales de cualquier parte del mundo, independientemente de modas y tendencias, y sacamos nuestras conclusiones en una sección independiente en el blog. ¡Pincha en la imagen!.

Patatas fritas

Las patatas fritas de bolsa son desde siempre nuestra perdición, desde que tenemos el blog nos encanta probar marcas nuevas y aunque las que más nos gustan son las patatas fritas tradicionales, somos muy abiertos de mente y probamos de todo tipo de snack. ¡Pincha en la imagen!.

Aceites de oliva

Normalmente probamos aceites de oliva virgen extra de todas las procedencias y variedades, es otras de nuestras pasiones desde hace muchos años y siempre os mostramos las fichas de los aceites que más nos gustan. ¿Decidirnos por uno en concreto?. Imposible, menuda calidad hay ahí fuera. ¡Pincha en la imagen!.

Repostería

Las recetas dulces que os mostramos en el blog son una selección de las que mas nos han gustado en casa, los que nos conocéis sabéis que no somos muy dados a la repostería pero tenemos claro que existen dulces inolvidables que tenían que tener hueco en nuestro blog. ¡Pincha en la imagen!.

30 julio 2010

La gran escalivada

Maduixa propietaria del blog Salseando en la cocina lo define muy bien en su página y con su permiso vamos a pegar en este artículo cada una de sus palabras "[..] La escalivada es uno de los platos más conocidos de la gastronomía catalana. Debe su nombre al verbo "escalivar" en catalán, que viene a ser en castellano cocer al calor, o rescoldo, de la brasa o ascua. Es una técnica culinaria y no define en sí un alimento o presentación en particular. "Escalivar" un alimento consiste en cocerlo lo más cerca posible del rescoldo de un fuego, "caliu" en catalán, que no a la parrilla ni a la barbacoa, y siempre procurando la ausencia de llamas. Se disponen, sobre los refractarios, todo tipo de verduras lo más cerca posible de las brasas, y se van volteando a medida que se van cociendo, para evitar que se queme la piel, hasta que quedan cocidas al cobijo de las ascuas. Su sabor se verá influenciado por el tipo de madera o tronco con el que se haya realizado el fuego previo".


Pues poco más que añadir a lo que Maduixa nos cuenta desde su blog. La escalivada es quizás uno de los platos a base de hortalizas más emblemáticos de nuestro país. Sólo por esto comprenderéis que existan algunas variaciones en su preparación dependiendo de las zonas, cocineros y cocineras etc, aunque es cierto que existe una base común para todas ellas y es usar pimientos y berenjenas asadas. Quizás la forma más tradicional de prepararla sea asando exclusivamente berenjenas, pimientos rojos, ajos y cebollas, así nos lo enseñó Anna del blog de Buenas Migas. La cuestión es que la elaboración de la auténtica escalivada ha supuesto para nosotros un cambio importante al concepto que teníamos de la misma. Si nos los paramos a pensar nosotros hacíamos sencilla y llanamente verdura al horno, aunque siempre usando berenjena y pimiento. Una vez horneada la servíamos en una bandeja con su aceite de oliva sí, pero con su jugo, a veces con lascas de bacalao, a veces con especias. Y claro, es una forma parecida de prepararlo, pero no es lo mismo.

Print Friendly and PDF

29 julio 2010

Restaurante arrocería La Balear (Madrid)

Antes de enseñaros algunos sitios dónde hemos acudido a comer o cenar este verano, os vamos a mostrar un lugar dónde estuvimos con unos amigos antes de marcharnos de vacaciones. Teníamos ya muchas ganas de ir a esta conocida arrocería de Madrid llamada La Balear (C/Sagunto, 18) que casi todos nuestros amigos ya habían frecuentado. Paquita que es la dueña de este modesto local situado en pleno Chamberí, justo al lado del metro Iglesia y escondido tras la conocida calle Santa Engracia, sirve cocina balear de gran calidad en un salón dónde 3 ó 4 camareros atienden un número limitado de mesas. No os vamos a poder enseñar muchos platos de la carta porque al final no fuimos todos los que teníamos pensado ir, al menos os dejamos una muestra de la degustación de unos arroces muy buenos a un precio bastante ajustado.


Nada más llegar al restaurante te encuentras la carta fuera. Como estuvimos esperando unos minutos nos fuimos dando cuenta del gran número de arroces caldosos, arroces secos, al horno, con costra, melosos etc que oficiaban en este sito. Hay más platos que los que vienen en la web y la carta posee varios entrantes variados a elegir para ir abriendo boca.


Menos mal que reservamos, porque el sitio era tan pequeño como nos contaron. La gente fue llegando poco a poco, y como Lola y yo fuimos quienes llegamos primero pedimos una cerveza. Nos sirvieron con la misma un pan tumaca con unas ricas aceitunas y algún trozo de cazón en adobo.


Y ya una vez estábamos todos en la mesa no nos liamos y fuimos a tiro hecho. Nuestros amigos Raqui y Quique nos habían comentado que en la carta tenían como entrante unos pulpitos en una salsa tipo americana que estaban muy buenos, y efectivamente los pedimos y estaban muy buenos. Hacía muchísimo tiempo que no comíamos pulpitos, y la verdad es que nos pareció un bocado super agradable. La ración era pequeña (puede dar la impresión que no).


Acto seguido empezaron a desfilar los arroces. Pedimos 3 arroces de 2-3 raciones para 7 personas. El primero que trajeron fue un caldoso, éste era el clásico Arroz Brut (Arròs Brut), un caldero típico mallorquín que viene a significar en castellano algo así como 'arroz sucio' aunque tenía muy buen aspecto y olía de maravilla. Al gusto tenía muchísimo sabor, y esto al parecer es debido a que entre sus ingredientes se encuentran viandas peculiares como la sobrasada mallorquina, el majao de hígado de pollo o conejo y algunas especias como la pimienta, canela y azafrán. No sabemos si llevaba absolutamente todos estos ingredientes, pero su gusto era sabrosísimo y su textura final densa. Por un momento pensé que todo era condimento porque su concentración de sabor recordaba lejanamente (¡atención!) a algunas sopas orientales que usan caldos de verduras, shiitake o similar (tipo wan-ton), pero no, además no es lo mismo. El sabor final era diferente con más sabor a carne y verduras, pero en fin, uno se acostumbra rápido y lógicamente al final nos encantó. El arroz lo sirvieron humeante y en su punto, esto es digno de mencionar.


Acto seguido llegó el Arroz Negro (Arròs Negre) con sepia. Para nosotros el mejor plato de arroz de los tres. Perfectamente realizado, con un sabor excepcional a tinta auténtica de calamar y un buen agarrao o socarrat en el fondo, como nos encanta a todos. Este plato lo pediríamos una y mil veces y estamos seguros que es uno de los platos estrella del restaurante, aunque ya nuestros amigos nos lo advirtieron. Aquí nos sirvieron aparte un all i oli industrial mediocre y un poco de salsa tipo romesco. El all i oli deben de hacerlo casero urgentemente.


También y con estos platos pedimos una escalivats o escalivada de pimientos con anchoas en salmuera.


Por último pedimos un arroz colorado, una especialidad de la casa que lleva un modesto bisquet de carabineros con pescados de roca. Su sabor convenció bastante, incluso alguno llegó a decir que fue el arroz favorito de la jornada. Para nosotros quedó ligeramente detrás del arroz negro pero bueno, muy bueno. De nuevo hay que decir que el arroz se sirvió en su punto, y veréis que la paella lleva al final un golpe de horno. Esto le dio un punto exquisito. Os lo vamos a recomendar.


Para beber y durante toda la comida pedimos un par de botellas de un vino blanco del Penedés llamado Claudia de Vallformosa 2009. Nos lo recomendaron, y acertaron. Uvas Parellada (una uva catalana con la que se hace cava) y Muscat (moscatel) bien conjuntadas. La primera desconocida para nosotros en el mundo de los vinos blancos, un sabor afrutado y dulce al final ideal para los platos que pedimos, sobre todo con los dos arroces últimos. La carta de vinos es escasa pero el servicio del vino fue bastante bueno.


Ahora el turno de los postres. Los ofrecen como caseros y te los muestran en un clásico carrito (lo podéis ver en la foto). Caseros serán pero el que nos pedimos de chocolate no nos gustó mucho, insulso, denso y sensación de demasiado cuajado-gelatinoso. De los que probamos no nos sedujo ninguno, pero quizás el budin de naranja fuera el mejor.


El de chocolate.


El budin.


Al final cafés y algún licor. Todo correcto, rápido, atentos, no faltó pan en la mesa ni nada que pidiéramos. Creo que repetiremos, queremos probar más arroces y tirar por los platos estrella de esta casa, la caldereta de langosta (aquí 46€ por persona), y algunos más clásicos como el arroz abanda o la paella de centollo al cava. Todo nos salió por 40€ cabeza. Creo que la buena calidad y el excelente precio se han reunido para convertirse en todo un activo en este restaurante.

Salud.

Print Friendly and PDF

28 julio 2010

Morcillo de ternera encebollado

Limpiando el congelador antes de irnos de vacaciones, encontramos un trozo de morcillo de ternera que nos había sobrado en el último cocido madrileño que hicimos semanas antes. Hacía tiempo que queríamos hacer la receta de morcillo encebollado, una receta que hemos visto que mucha gente hace en sus casas y que nos seducía bastante. El morcillo es una de esas piezas ideales para guisos y asados debido a la gran cantidad de gelatina que posee, a su exquisito sabor y a su ternura final. Sinceramente quedamos gratamente sorprendidos con el plato, sobre todo por lo fácil que resultó prepararlo, aunque nosotros le añadimos algún detalle más. A algunos os recordará a la carne gobernada asturiana, pero no es lo mismo, ahora os daréis cuenta que empleamos cuatro cosillas de andar por casa. ¿Os animáis a prepararlo en vuestra casa?.


Muchos pensaréis como nosotros que el morcillo o zancarrón pese a ser una carne considerada de segunda es un auténtico manjar para el paladar, y no os equivocáis. Que sepáis que si además sabemos elegir la mejor parte del mismo, habremos acertado plenamente, por ello os recomendamos una parte que pasa un poco desapercibida porque es la más fea y blancuzca de la pieza, hablamos de la parte baja del morcillo o morcillo jugoso. No obstante, recordaros que el morcillo es un corte irregular que corresponde a la parte baja de la pierna de la ternera. La pieza suele ser grande, aunque esto dependerá de la edad del animal, es decir, si se trata de añojo, lechal/blanca o buey variará su tamaño. Se trata de una carne magra y gelatinosa en la que abunda el cartílago y la fascia o aponeurosis. Como curiosidad si a esta parte de la ternera la cortamos transversalmente con su hueso eso es el ossobuco, y si se sirve simplemente con el hueso 'remangado' se llama jarrete.

Siempre recuerdo a mi madre diciéndonos que cuando elijamos cortes de morcillo, elijamos los mas feos, finos y llenos de telilla intramuscular. Eso siempre es garantía de jugosidad siempre y cuando nos los vayamos a comer, para dar sabor a un caldo da lo mismo. Cuanto más baja sea la parte del morcillo es más fina y menos magra, pero también más jugosa y es ésta parte baja la que os recomendamos para degustar.

Creemos además que una de las mejores denominaciones de origen de ternera española con gran accesibilidad en muchas tiendas, es la IGP Ternera gallega, una ternera de gran calidad que aunque cueste un pelín más merece la pena comprarla porque os confesamos que siempre que la hemos adquirido ha salido deliciosa. Es cierto que hay muchas más denominaciones, y seguramente de igual de calidad, pero esta siempre nos sorprende por su sabor y ternura.

Ingredientes para 2 personas: 1 morcillo de 350gr, 2 cebollas hermosas, 1 calabacín, 1 cucharada sopera de piñones, 1 cucharada sopera de pasas sultanas, caldo de ave o de ternera, 2 dientes de ajo, sal, pimienta, 1 hoja de laurel y AOVE. Un poco de trufa rallada opcional (en esta ocasión usamos la insulsa tuber índicum) y una patata para las necesarias patatas fritas.


Nos encantan las cebollas nuevas en temporada y para todos los usos, están llenas de jugosidad y sabor, un lujazo primaveral que ya nos está dejando. Pues bien, ésta las pelamos y las cortamos en juliana reservándolas en un plato.


Ponemos a dorar unos ajos y el laurel en la olla a presión con un poco de AOVE.



Una vez vayan dorado los iremos sacando y echaremos el zancarrón con algo de sal y pimienta. Doraremos por todos lados a fuego fuerte y cuando acabemos lo sacaremos de la olla para dejar paso a la verdura.



Verdura que tendremos totalmente lista cuando hayamos cortado el calabacín en cubos.



Empezaremos pochando la cebolla con algo de sal y pimienta en grano o molida, como os guste más.



Cuando esté transparente echaremos el calabacín.



Rehogaremos unos minutos para que todo coja sabor y echaremos las pasas y piñones.



Cuando el pochado tenga este aspecto, echamos el morcillo.



Encima de él los ajos machacados en mortero con una pizca de caldo, y la trufa rallada.



Echaremos el caldo, removemos bien, y cerramos la olla a presión por 1 hora.



Un poco antes podemos ir haciendo unas patatillas fritas en trozos desgarrados (chascados)...


Al final el aspecto será éste.


Un lujo.


Salud.

Print Friendly and PDF

27 julio 2010

Leche El Barranquillo, la leche fresca de nuestro verano

En estos tres últimos veranos que hemos ido unos días por La Mata (Torrevieja), hemos visto que en los supermercados vendían una leche fresca pasteurizada llamada El Barranquillo (Murcia) y que nunca habíamos comprado. Este año decidimos comprarlo y probarlo en sus 3 versiones, la grata sorpresa es que si bien la leche entera es una leche digamos que en la línea del resto de competencia a nivel nacional (o eso nos pareció), las leches semidesnatada y desnatada eran excepcionales, de las mejores que hemos probado o que recordemos. Sobre todo queremos hacer especial hincapié en el formato de leche desnatada, que tenía bastante sabor y unas características gustativas dignas de destacar. Nosotros no solemos comprar leche fresca desnatada en ninguna de sus versiones pero las hemos probado casi todas y ésta es totalmente recomendable. Pues ¿queréis saber algo más de esta leche y su empresa?. Os lo vamos a contar.



Según dicta la web, la explotación ganadera y láctea de El Barranquillo tiene sus orígenes en el año 1963 como granja de ganado vacuno destinado a la leche, consiguiendo en Noviembre de 1996 la titulación de 'Granja Diplomada'. Y no fue hasta 1978 cuando la empresa cumplió todos los requisitos legales y sanitarios para la producción y venta de varios productos derivados de la leche.



Esta empresa produce unos 4,5 millones de litros de leche anuales con 700 vacas fisonas.
También vemos en la web que además de leche la empresa produce leche fermentada (laban y buttermilch), mantequilla y quesos (fresco, tierno y curado). También yogures, flanes y postres, no hemos probado aún ninguno de ellos, pero si siguen la línea de la leche fresca, seguro que están excepcionales.



La finca de producción se encuentra en la población de Torre Pacheco en Murcia, y es normal encontrarla en los alrededores. Nosotros la encontramos en algunas tiendas de la playa y en el Carrefour de Las Habaneras cerca de La Mata. Su precio ronda los 1,20€, aunque suponemos que cuanto más cerca de la fábrica o de Torre Pacheco, más cerca del euro el litro estará.

Esta leche la consideramos ideal para repostería, por supuesto desayunos, batidos (ideal la semi o desnatada) y cualquier plato o bebida que lleve este ingrediente tan cotidiano en nuestras casas. Destacamos también su web, que es sencilla pero funcional y bien diseñada.



Y por último avisaros que esta leche no se encuentra fuera de este litoral y por tanto es un producto de difícil acceso y siempre interesante para probar cuando vayáis por allí. Estamos seguros que mucha de la gente que vive por la zona tiene recuerdos mágicos con esta leche natural y de gran calidad. Son ya más de 50 años produciendo y eso marca una pequeña parte de la historia de toda una localidad.



Salud.

Print Friendly and PDF

26 julio 2010

Verano nostálgico y vuelta a la cocina

Es una lástima pero duele de nuevo decir que las vacaciones más largas del año ya se han acabado. Sobra deciros que han pasado volando, como todo lo bueno, y aunque algo nos queda para Septiembre, ya os imaginaréis que las próximas vacaciones no serán lo mismo. Aunque lo único bueno de volver de este largo asueto es que de nuevo reabrimos nuestro blog para seguir compartiendo con vosotros historias, platos y productos, que es lo que nos une y lo que nos encanta. Y traemos en la mochila algunas historias que creemos os serán interesantes, alguna que otra nueva revisión de productos comerciales, consejos, restaurantes etc. De verdad que esperamos que a alguno les sirva de referencia.


Daros las gracias por todo el apoyo recibido con la inesperada ausencia de mi amigo Juan Tapia este verano, la familia leyó todos vuestros comentarios y se quedó muy sorprendida por todas vuestras palabras de ánimo. De corazón os volvemos a decir que muchas gracias. Y os pedimos disculpas por anticipado porque los nuevos platos van a tardar en salir unos días ¡ufff!, si es que llevamos unos días en Madrid y ¡vaya calor que hace madre mía!, y en nuestra cocina no digamos, es sólo cocer una verdurita de nada, como el otro día le contábamos a Begoña, y llegar a los 32 graditos de temperatura. Horrible. ¿Seremos pues capaces de encender el horno?, pues lo dudamos mucho, aunque os prometemos que lo vamos a intentar. De todas formas lo que os decíamos, por ahora tiraremos de algunos platos que teníamos en la recámara por lo menos hasta que nos habituemos a las nuevas condiciones climatológicas y a la rutina de cocinar y publicar como hacemos durante el resto del año.


Porque os repetimos lo de siempre, al final apenas hemos cocinado en vacaciones. Ya os hemos contado en otros posts que nuestros apartamentos de verano no están preparados para hacer una cocina en condiciones. Falta mucha logística y cacharrería, las neveras no son buenas, y poner el horno está prohibido. Pero en resumen, en unas casas dónde se aterriza por allí en contadas ocasiones durante el año no hay pulcritud, y si hay cacharros disponibles son poco apetecibles de usar. A colación de esto le volvemos a pedir disculpas a Futuro Bloguero de Lazy Blog por no haber participado en su extraordinario concurso de cerezas del Jerte, no hemos podido acceder a cerezas de calidad y no teníamos apenas medios para hacer la receta que te dijimos. Encontrar algunos ingredientes en las zonas de playa tiene sus inconvenientes, por ello experimentar en la cocina bajo este prisma se hace muy complicado, y una de las razones por las que cerramos el blog en estas fechas es por esto. A todo esto Paco, nos hemos quedado obnubilados del gran éxito obtenido con la calidad de tu concurso, y estamos impacientes por 'aprovecharnos' de las recetas de ese arduo trabajo de recopilación que has realizado en pdf. De verdad que te damos nuestras más sinceras felicitaciones.


No cocinar en verano tiene su parte positiva y su parte negativa. La parte positiva es que lógicamente va implícito el descanso, además este año ya os dijimos que nos fuimos abrumados por el estrés laboral que hemos padecido las últimas semanas. Pero la parte negativa es que os podemos garantizar que hemos acabado hartos y saturados de comer y cenar tantos días fuera de casa. A esto hay que sumar el tema de los productos envasados, al no poder hacer cómodamente algunos platos típicos de estas fechas, hemos recurrido a algunos preparados que intentaban emularlos. No os negamos que teníamos ganas de volver a probar algunos de ellos, pero tomados en tanta cantidad, tan seguidos y tan artificiales, llegas de nuevo a la conclusión de que como comer en casa nada. De todas formas ya os contaremos.


Deciros ya en conclusión que creemos que ahora más que nunca estamos en disposición de animaros a cocinar más en casa estéis fuera o dentro de vuestra localidad de origen y siempre que os sea posible. Animar a todos aquellos que se niegan a entrar en la cocina a tener un poco de paciencia, pero ahora no hay excusa, empieza el verano y podéis sacar algo de tiempo empezar a hacer algunos pinitos, no os vais a arrepentir. No os sugerimos ser esclavos de los quemadores, para nada, hay que disfrutar de la libertad de movimientos, pero dejar hechas algunas cosillas antes de cualquier plan diario y que os hagan variar un poco de la rutina de salir fuera a comer/cenar todos los días es algo ideal. Porque comer en muchos sitios es una delicia, pero en otros no tanto y hay que compaginar todo para llegar a ese equilibrio nutricional ideal . ¿O es qué vais a renegar de algunos platos sencillos como unos buenos filetes con champiñones?, ¿o de unos buenos filetes rusos?, ¿o de un buen arroz caldoso?, ¿o de un rico y casero pisto con huevo? ¿o de unos refrescantes pepinos rellenos de arroz?, ¿o de un exquisito gazpacho en ensalada?, y ¿de un refrescante tarator búlgaro o de unos huevos rellenos de carne?. Son pequeños ejemplos de una cocina sana y sencilla que puede hacer todo el mundo si las circunstancias no lo impiden. Nosotros nos hemos metido un buen cocidito en el ecuador de nuestras vacaciones cuando vinieron mis suegros, vamos por muy excéntrico que sea no se paga ni con Mastercard. Con aire acondicionado y si no se hacen muchos planes esa tarde, para nosotros un cocido en verano es una delicia se mire por dónde se mire. Será que nos tira la tierra, puede ser, pero siempre nos apetece y a mi suegra se lo agradecimos enormemente.


De todas formas aunque hablemos de un plato que a la gente le pueda apetecer poco en verano, este año hemos tenido mejor fortuna con las temperaturas en la playa. Ha hecho calor, pero no tanto como el año pasado. Será que nos hemos ido antes, puede, pero independientemente de este fenómeno térmico, a estas fechas le hemos encontrado más pros que contras. Creemos que vamos a repetir siempre que podamos, nos encanta evitar el mogollón de la plena temporada veraniega y disfrutar de las playas y sitios sin esperas, sin agobios, incluso los días tienen más luz y el agua del mar no está mucho más fría. Mientras podamos... lo dicho, lo haremos.


Y ya por último mencionar la tremenda alegría que nos llevamos al ganar la selección española el primer campeonato del mundo en Sudáfrica 2010, de verdad que una alegría así la necesitábamos. Esos recuerdos que nos vienen aún del mundial el cuál empezamos a seguirlo con fervor en La Mata(Alicante), hasta cómo nos lo pasamos entre amigos aquella gran noche de la final, en nuestra Almuñecar del alma... todo aquello se nos quedará grabado para siempre porque muchas son las anécdotas de aquella gran velada. Y a muchos les tenemos que agradecer tan buen rato, mención especial a los otros protagonistas de aquella gran noche, a los camareros del modesto Kiosquillo de la playa del Pozuelo por ofrecernos un marco perfecto para este gran partido; a nuestros amigos Gabriel y Verónica por acompañarnos en la mesa pese a que tenían que volverse a Granada por trabajo. A Jose y a Begoña dueños del pub Ricorda en Plaza Kelibia que aunque llegamos algo tarde al acabar el partido nos pusieron al día de todo lo que había pasado aquella noche precisamente en la plaza dónde tienen su bar, quizás la plaza de más ambiente de todo Almuñecar. Al gran camarero Iñaqui de La Pelillera Playa por portarse tan bien con nosotros y atendernos estupendamente en su pequeña terraza. A todos los que nos llamásteis durante toda la noche para compartir esta alegría. A algunos blogueros que ilusionados con el partido mostraron las mejores galas en sus blogs. A toda la gente de Almuñecar por su comportamiento ejemplar en calles, plazas, bares y zonas de ambiente, daba gusto moverte por allí. Y ya por último a ese espontáneo taxista llamado Jose que nos llevó de vuelta a casa, y casualidades del destino volvió a hacerlo varias noches después, aguantando cánticos y risas en el coche, acordes con ese feeling tan especial que estaba suspendido en el ambiente aquellos días y que nos embriagó a todos. A todos ellos gracias por prolongar aún más nuestra felicidad en ese gran Domingo 11 de Julio de 2010.


Pues mañana más, poco a poco os iremos contando todo lo que hemos vivido durante las vacaciones con respecto a la gastronomía en general.

Salud.

Print Friendly and PDF

16 julio 2010

CERRADO POR VACACIONES

Después del triste acontecimiento que os publicamos hace unas semanas, recordaros que seguimos descansando por vacaciones fuera de Madrid. Ya sabéis que volveremos el 26 de Julio con nuevas historias culinarias y nuevas recetas. Los que cerréis vuestra cocina en estas fechas y no coincidamos, que paséis un feliz verano y que disfrutéis enormemente.


Un saludo.

Print Friendly and PDF

02 julio 2010

YA ERES PARTE DEL MAR QUE AMASTE

Nunca ha sido nuestro propósito convertir este blog en un tablón de esquelas, en absoluto, pero se nos ha ido gente relevante en nuestras vidas que de forma directa o indirecta han sido piezas clave en nuestra andadura culinaria y personal. Rompemos pues nuestro descanso vacacional para dedicar unas palabras a Juan Tapia, padre de nuestra amiga Sandra e intimo amigo de nuestra familia cuya pérdida sufrimos ayer mismo.

Juan Tapia (1925-2010) fue la persona que me enseñó el mar por dentro. Suena un poco poético pero así fue. Él fue la primera persona que me animó a descubrir el modesto fondo marino de Almuñecar que en aquellos años era un vergel de seres vivos, muy diferente a lo que es ahora, accesibles fácilmente debajo de rocas, neumáticos hundidos, muertos de boyas etc. Fue además la primera persona que me enseñó a capturar la primera jibia, el primer pulpo o el primer sargo, porque además de buceador también era pescador aficionado. Además recuerdo las historias que siempre me contaba de sus innumerables incursiones marinas por los fondos de las calas cercanas a nuestra casa y de Nerja, ya que era una afición que le apasionaba y que no podía disimular. Sus historias se contaban por cientos, y sé que aunque nunca escuché ni la décima parte, era un hombre con mucho bagaje ya que entre sus hobbies, viajes y países visitados era un saco de grandes anécdotas que contaba en las reuniones entre padres y familia.


Todavía tengo en mi retina cuando estábamos todas las familias en la playa y Juan llegaba con su equipación de buceo preparado para otro día de buceo. Era un hombre constante e incansable, siempre iba a explotar su hobbie temprano cargado de artilugios y sin más llegaba y se metía a bucear. Desconozco ahora mismo si los demás estaban ansiosos por ver que traía de nuevo, pero recuerdo que yo sí, y mientras me bañaba en la playa con su hija Sandra, amigos y familia, casi siempre miraba de reojo a ver si salía y ver qué traía. O sencillamente trataba de adivinar por dónde estaba en ese momento ya que si divisabas un tubo al fondo, casi siempre era Juan. Recuerdo además lo que contaba al salir, ese pequeño resumen de su incursión. Pequeñas cosas como que se le había escapado un pulpo muy grande, que le parecía extraño que no hubiera visto nada, que en las rocas, que ahora mismo no recuerdo cuáles, ya habitaba una morena, que había visto una medusa enorme etc.

Tanta era mi admiración por el buceo por aquella época que en algunas ocasiones fui a acompañarle sólo o con su hija, siempre de forma esporádica, y sólo a observar como capturaba lo que iba a ser probablemente parte del almuerzo de ese día. Era una suerte ir con alguien que sabía y verle zambullirse en el agua con sus grandes aletas. Recuerdo que con mis gafas y tubo le seguía muy de cerca para ver como de repente cogía aire y se adentraba en el fondo como un proyectil, movía una piedra de gran peso y de allí salía un pulpo raudo y veloz al que disparaba, atrapaba y entre la estela de tinta que dejaba alrededor, aparecía Juan con su presa. Recuerdo cuando al salir le preguntaba cómo sabía que allí había un pulpo. Él me decía en su simpático español anglosajón 'Me conozco cada escondite de estas calas y como estos días ha habido mar muy revuelto, nadie bucea. Hoy es el primer día que el agua está en calma y en estos escondites han descansado sepias o jibias y pulpos'. Caray, yo alucinaba. No digamos el día que cogía grandes sargos plateados y los veías moverse en un cubo, o lo más impactante, un día que le acompañé a bucear y vi bajo el agua cómo luchaba entre las rocas por coger un congrio enorme, un pez que ni siquiera sabía que existía por aquellas aguas y que recuerdo que me dio un miedo horrible. Ese día se le escapó, pero supe que había cogido unas cuantas.


Además de todo esto Juan contaba a quién estuviera cerca historias de su país y sus costumbres impactantes, tanto que algunas se me han quedado grabadas toda la vida. Por ejemplo que allí en Filipinas la gente tenía en sus casas lagartos que eran venerados y cuidados por comerse los bichos y mosquitos que estuvieran merodeando por las mismas. También que las generaciones anteriores a él criaban perros para alimentarse, con una alimentación especial y de una raza concreta que una especie de pastores cuidaban como rebaños. Había un plato muy suculento y especial que preparaban con su carne, es algo excéntrico pero curiosísimo, pero nos lo vamos a reservar.

Pero es que además de todo esto Juan fue una persona que desde hace muchos años animó a su mujer Marisa a preparar aquellos sencillos platos de cocina china que hace poco os publicamos en el blog ¿os acordáis?. Platos que ya os dije que fueron mis primeras incursiones serias en este tipo de cocina y por supuesto en la cocina que compartía con amigos y familia. Eran platos que siempre llevaba conmigo todos los veranos escritos en un modesto librillo de recetas para así no perderme detalle y repetirlas entre mis amigos las veces que me lo pidieran.

CALABAJIO VACACIONES 2009

Pues ayer mismo nos dieron la noticia, y pese a que hace mucho tiempo que no nos vemos, entre otras cosas porque el hombre no ha estado bien de salud, tanto mi familia, como Lola y yo nos quedamos impactados. En estos momentos es inevitable que los recuerdos florezcan y te des cuenta pese a tenerlos olvidados han estado siempre muy presentes. No digamos cuando nos hemos enterado que su deseo póstumo ha sido echar sus cenizas en el mar y ¿adivináis en que playa las esparcieron?, pues en la playa Calabajío, allí dónde ocurrieron todas estas fantásticas historias, en la cala en dónde pasábamos tanto tiempo tantas familias, en la que yo personalmente hice grandes amigos de la niñez que aún conservo y en la que lógicamente me inspiré para el nombre del blog. Quizás seamos pocos los que hayamos conocido el encanto de estas aguas, estas rocas y este espacio salvaje que ya no es lo que fue, pero os daréis cuenta que quién vivió aquellos maravillosos años, lo lleva dentro toda la vida.

Juan descansa en paz.

Print Friendly and PDF
Escribe lo que quieras buscar y presiona enter

 
Copyright © Mercado Calabajío | Powered by Blogger